Los saudíes expresan su decepción por el mal resultado contra Rusia

El Comercio Perú

Suleiman al Asad

Riad, 14 jun (EFE).- La decepción es el sentimiento más común entre los saudíes en las calles de la capital, Riad, por el decepcionante resultado contra la selección rusa (5-0), en la inauguración del Mundial 2018.

El joven saudí Gassam al Gamdi solo podía expresar su desilusión tras ver el partido ya que “los jugadores saudíes no estuvieron al nivel” y rindieron “mal”, asegura a Efe.

Aunque esté perdiendo la esperanza por el equipo del hispano-argentino Juan Antonio Pizzi, se agarra a la posibilidad de que otras selecciones árabes, como Egipto o Marruecos, se clasifiquen para la siguiente ronda del campeonato.

Es el último día del mes sagrado de ramadán y por eso mismo, las calles de la capital saudí estaban prácticamente desiertas y muchos de los restaurantes no tenían las puertas abiertas para la clientela cuando dio comienzo el partido.

Sin embargo, la llamada para romper el ayuno obligatorio en este mes para los fieles coincidió con el final de la primera parte, por lo que los hombres empezaron a entrar en las cafeterías de la capital.

El príncipe heredero saudí, Mohamed bin Salman, llegó hoy a Rusia y acudió al estadio para ver el partido inaugural, y se sentó en el mismo palco que el presidente ruso, Vladímir Putin.

De hecho, este Mundial ha ilusionado a todos los ciudadanos y ciudadanas saudíes -que este año, por primera vez, han podido entrar en un estadio de fútbol para ver un partido en el reino- ya que su selección no participaba en el torneo desde 2006.

Por su parte, el saudí Osama al Bakri se contentó con ver los 90 minutos en su hogar a través de internet, y confiesa a Efe que lo pirateó del canal catarí Bein Sports, detentor de los derechos del Mundial en Oriente Medio.

Al Bakri afirma que no pudo comprar la tarjeta para ver el torneo por televisión por el bloqueo impuesto por parte de Arabia Saudí a Catar desde el año pasado.

Arabia Saudí intentó comprar los derechos de emisión de algunos partidos y hubo negociaciones con los cataríes, con la mediación de la FIFA, pero al final no llegaron a ningún acuerdo.

Arabia Saudí, encuadrado en el grupo A, se enfrentará el próximo 20 de junio contra Uruguay. EFE