Maduro mantuvo una “extraordinaria conversación” con López Obrador en México

Agencia EFE

Caracas, 3 dic (EFE).- El presidente venezolano, Nicolás Maduro, dijo hoy que mantuvo una “extraordinaria conversación” con su par Andrés Manuel López Obrador, el pasado sábado cuando asistió a su toma de posesión en la capital mexicana, donde, aseguró, encontró el apoyo y el “amor” del pueblo de ese país.

“Tuvimos una extraordinaria conversación”, señaló Maduro, sin ofrecer más detalles, sobre su encuentro con López Obrador en el Palacio Nacional de México.

A las puertas de este recinto un grupo de personas abucheó el sábado al presidente venezolano mientras elevaban pancartas con mensajes que lo acusaban de “asesino” y “traidor”.

Con todo, otro grupo lo saludó mientras exhibía un cartel con el texto “el pueblo de Villa y Zapata le da la bienvenida”.

Maduro llegó a la sede del Ejecutivo mexicano acompañado de su esposa, Cilia Flores, y ambos, antes de ingresar, saludaron a quienes les daban la bienvenida.

En ese sentido, el gobernante venezolano dijo hoy que hubo una “campaña brutal” en “todos los medios de la derecha” para que no asistiera a la toma de posesión de López Obrador, pero que en las calles de Ciudad de México encontró respaldo.

“Me invitaron para un acto con todos los movimientos sindicales, un acto grande, (pero) no pude (ir), tenía que regresar a Venezuela”, indicó.

La presencia de Maduro en México causó gran disconformidad en ese país, especialmente entre dirigentes y simpatizantes de los partidos de derecha.

La tensión que desencadenó su invitación se pudo apreciar en el Congreso, cuando varios diputados desplegaron una pancarta que rezaba “Maduro, no eres bienvenido” y corearon la palabra “dictador” cuando el presidente mexicano lo mencionó en su primer discurso.

Venezuela, el país con las mayores reservas de petróleo en el planeta, atraviesa una severa crisis económica y política, que la oposición y parte de la comunidad internacional achacan a las políticas de Maduro.

Además, señalan su supuesta deriva autoritaria y su responsabilidad en la crisis humanitaria que, aseguran, padece Venezuela bajo su Gobierno.EFE