Manifestantes toman oficinas electorales afganas a un mes de parlamentarias

Kabul, 15 sep (EFE).- Cientos de manifestantes tomaron hoy las puertas de las oficinas de la Comisión Electoral (IEC) en varias provincias de Afganistán para exigir transparencia en los comicios parlamentarios del próximo 20 de octubre.

Los protesta fue llevada adelante por los partidarios de la Gran Coalición Nacional de Afganistán (GNCA), una aglomeración de varios partidos políticos, en las oficinas del IEC en las provincias de Kandahar (sur), Herat (noroeste), Kunduz (noreste) y Balkh (norte), dijo a Efe el portavoz GNCA Fazul Rahman Orya.

Los manifestantes exigen del Gobierno el cumplimiento de las demandas hechas por el GNCA durante los últimos meses, que incluyen una reforma real en IEC, así como medidas para llevar a cabo elecciones transparentes en todo el país.

“También le pedimos al gobierno y al IEC que el registro de todos los votantes y que preparen el terreno para el proceso de votación a través del sistema biométrico”, agregó.

El portavoz del GNCA aseguró que la protesta podría extenderse a otras sedes provinciales si las autoridades continúan ignorando estas demandas.

El portavoz adjunto del Gobierno afgano, Shah Husain Murtazawi, indicó a Efe que “todos las puertas están abiertas para los demandantes, cualquiera que sean sus peticiones y la sugerencia de seguimiento podría ser consideradas por el gobierno”.

Aseguró que el organismo rector de la elecciones se está preparando para informatizar e instalar cámaras para vigilar el proceso.

A su juicio los reclamos no tienen sustento y son un intento de sabotear los comicios.

La Comisión Electoral fue nombrada por el Gobierno afgano hace casi un año tras una disputa de dos años a raíz de las acusaciones de fraude en las elecciones presidenciales de 2014.

La comisión actualmente está elaborando las listas de votantes de cara a las elecciones parlamentarias, previstas para el próximo 20 de octubre y a las que están llamados unos nueve millones de ciudadanos.

Estas serán las terceras elecciones legislativas democráticas, después de las de 2004 y 2010, celebradas tras la caída del régimen talibán en 2001. EFE