Más seguridad en el Capitolio de Colorado tras broma con retrato de Putin

Sputnik mundo

Denver (EEUU), 30 jul (EFE).- La Patrulla de Caminos de Colorado, a cargo de la custodia del Capitolio estatal en Denver, implementó nuevas medidas de seguridad, después de que la semana pasada alguien colocase un retrato del presidente ruso, Vladimir Putin, junto a los de los presidentes estadounidenses.

Según la información difundida hoy por la Secretaría de Estado de Colorado, el aumento de la seguridad “no se limitará” a medidas habituales, como el uso de detectores de metales y de rayos X, revisión de paquetes y bolsos y preguntas a los visitantes.

El jueves de la semana pasada una persona no identificada colocó un retrato del presidente ruso en un estante frente al espacio vacío de la pared donde se exhiben los retratos de los presidentes de Estados Unidos.

El espacio vacío corresponde al lugar donde se espera colocar el retrato del presidente Donald Trump cuando se recauden los 10.000 dólares en donaciones privadas necesarios para ello.

Según la organización Colorado Citizens for Culture, a cargo de esa tarea, aún no se ha logrado reunir dicha cifra.

Lo único que se sabe sobre el retrato de Putin es que uno de los guías de visitantes del Capitolio se percató de su existencia y lo retiró.

Aparentemente se trató de una broma al calor del debate político que surgió luego del reciente encuentro entre Trump y Putin en Helsinki.

Antes de que la imagen de Putin fuese retirada, el senador estatal Steve Fenberg (demócrata) tomó una fotografía de la imagen y la publicó en su cuenta de Twitter, usando el hashtag #putinpotus, es decir, “Putin Presidente de Estados Unidos”.

El Capitolio de Colorado recibe unos 70.000 visitantes al año, sin contar grupos de escolares, y sirve como lugar de numerosas actividades comunitarias, desde exhibiciones de arte y charlas con los legisladores, hasta conferencias de prensa y proyectos educativos. EFE