Mayra Cecilia y Héctor Miguel bendijeron su amor

  • Durante una bonita ceremonia religiosa en su honor

La linda pareja de novios compuesta por la linda Mayra Cecilia Gutiérrez Alvarado y Héctor Miguel Téllez Gambino, quienes tras una bonita etapa de novios decidieron unir sus vidas para siempre a través del sacramento del matrimonio teniendo como escenario Templo de San Agustín.

Atestiguando el romántico momento se encontraron sus respectivos padres por parte de la linda novia los señores, Cecilio Gutiérrez  Melchor y Martha Elva Alvarado Villa, y por parte del novio los señores, Miguel Téllez y Martina Gabino, quienes se mostraron felices y orgullosos  de sus hijos por este gran paso en sus vidas.

Durante la conmovedora ceremonia los novios intercambiaron miradas que denotaban el profundo amor que existe entre ellos después de tiempo en una estable relación, dejando en claro ante la sociedad que ahora son una familia.

La feliz pareja compartió este bonito momento con el cortejo nupcial el cual estuvo integrado por familiares y amigos que fungieron como padrinos de arras, anillos, mancuerna y velación y quienes unieron sus oraciones para pedirle a Dios que los llene de bendiciones en esta bella unión matrimonial.

El sacerdote oficiante bendijo a los ahora esposos y les hizo saber que la confianza, la comunicación y la lealtad harán de sus días inolvidables momentos de gran felicidad.

Antes de abandonar el santo recinto los esposos se acercaron a la imagen de la virgen para ofrecerle el ramo y pedir por su unión.

Posteriormente se ofreció una recepción en el elegante y conocido salón “Jardín Gardenias” hasta donde se dieron cita los invitados y familiares de la pareja, quienes colmaron de felicitaciones y buenos deseos a los ahora esposos quienes agradecieron las muestras de cariño.

Para la gran celebración  se sirvió un  exquisito banquete  el cual fue  acompañado   por una selecta variedad de bebidas de ocasión y donde todos los asistentes disfrutaron de la música del lugar por  el resto de la tarde la cual estuvo colmada de  alegría y diversión.

Los  recién casados lucieron radiantes y felices todo el tiempo ya que disfrutaron de principio a fin de su boda.

Posteriormente agradecieron a los invitados su presencia  y sus buenos deseos para  esta  nueva vida que comienzan juntos  llena de amor  y respeto como marido y mujer.