Inicio > Noticias > Internacional > Merkel se reserva medidas si se confirma crimen en Berlín por orden de Moscú

Merkel se reserva medidas si se confirma crimen en Berlín por orden de Moscú

Berlín, 19 jun (EFE).- La canciller alemana, Angela Merkel, se reservó este viernes la opción de adoptar “nuevas medidas” contra Rusia, de confirmarse las sospechas de que Moscú ordenó el asesinato en Berlín de un asilado georgiano el año pasado.

“Hay que esperar las conclusiones de la justicia”, dijo a la prensa la política alemana respecto a las investigaciones abiertas por la Fiscalía General sobre ese caso.

De revelarse una intervención de Moscú se “analizarán” las medidas a adoptar, respondió Merkel al ser preguntada sobre posibles nuevas sanciones contra Rusia.

La canciller señaló al respecto que, por un lado, están las sanciones dictadas por la Unión Europea (UE) a raíz del conflicto ucraniano e insistió en que estas se encuentran supeditadas a la evolución “de los acontecimientos” que las motivaron.

En paralelo, discurren las sospechas de un ciberataque en el sistema informático del Bundestag (Parlamento federal alemán) y, a ello, se suma el caso de ese asesinato, ante el que se reaccionará “como corresponda” y en función de las investigaciones en curso, añadió.

Merkel hizo estas declaraciones en una comparecencia ante los medios, tras la cumbre virtual de la UE y un día después de que la Fiscalía General informara de sus sospechas de un asesinato por encargo de Moscú en la capital alemana.

Ya en una primera reacción, un portavoz del Gobierno de Merkel indicó ayer que el Ejecutivo se “toma muy en serio” el caso.

El ministro alemán de Exteriores, Heiko Maas, advirtió, por su parte, de la posibilidad de nuevas sanciones contra Moscú.

El detonante de estas reacciones es la muerte el año pasado, en pleno centro de Berlín, del georgiano Zelimjan Jangoshvili, de 40 años, acogido como refugiado en 2016.

Ya en diciembre de 2019 se procedió a la expulsión de dos diplomáticos rusos, por considerar Berlín que Moscú no estaba contribuyendo al esclarecimiento del caso.

En paralelo se abrió una investigación por el hackeo al Bundestag, presuntamente relacionado con las diligencias abiertas por ese crimen.

“El trasfondo de la orden de asesinato es la hostilidad de la víctima hacia el Estado central ruso, el Gobierno autónomo de Chechenia y el Gobierno prorruso de Georgia”, apuntó la Fiscalía en un comunicado difundido este jueves, en el que identificaba como presunto autor material de esa muerte a un ciudadano ruso.

A LA LUZ DEL DÍA Y EN EL CORAZÓN DE BERLÍN

Jangoshvili, quien había combatido en la guerra de Chechenia al lado de los rebeldes y posteriormente formó parte de las fuerzas de seguridad georgianas, fue asesinado en el Tiergarten, el parque central que atraviesa Berlín.

Presuntamente Vadim K., alias Vadim S., se acercó a él en bicicleta y le mató de varios disparos en la cabeza y la espalda.

Medios rusos le han vinculado a otro asesinato parecido cometido en 2013 en Moscú.

El presunto asesino fue detenido el mismo día del atentado, después de que varios testigos le identificaran tras ver cómo lanzaba al río Spree una peluca, un arma y también la bicicleta. Desde entonces está en prisión preventiva.

El Kremlin ha negado cualquier vínculo del Estado ruso con este crimen y ha calificado de infundadas esas sospechas. EFE

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: