Ministro de Interior no descarta hipótesis por muerte de abogada en Paraguay

Asunción, 13 nov (EFE).- El ministro del Interior de Paraguay, Juan Ernesto Villamayor, dijo hoy que su departamento no descarta ninguna hipótesis sobre el asesinato anoche de Laura Casuso, abogada del narcotraficante brasileño Jarvis Chimenes Pavao, al desconocer hasta el momento si se trató de un ajuste de cuentas o de una guerra de bandas.

“No podemos saber si es una cuestión interna de un grupo (narcotraficante) o si es una cuestión de grupo contra grupo”, señaló a los medios el ministro, quien agregó que la Policía y la Fiscalía trabajan en la investigación.

Casuso, que también era la abogada del encarcelado narco brasileño Marcelo Pinheiro, falleció anoche, horas después de que recibiera diez impactos de bala de un encapuchado en la ciudad de Pedro Juan Caballero, en el departamento de Amambay, en la misma frontera con Brasil.

Villamayor se refirió a Amambay como un lugar en que “se van produciendo enfrentamientos permanentes entre dos grandes grupos brasileños que buscan tener hegemonía en la zona respecto al tráfico de drogas”.

Por este motivo, insistió en que todavía era pronto para establecer quiénes son los responsables del asesinato.

A este respecto, recordó que la abogada representaba a “dos narcotraficantes confesos”, por lo que el asesinato “guarda relación, evidentemente, con el tráfico de drogas”.

No obstante, el titular de Interior no precisó más información sobre el caso y pidió que se deje trabajar a los investigadores.

Casuso llegó a Paraguay días atrás, pero mantenía su residencia en Brasil, donde fue extraditado en diciembre pasado su defendido, Pavao, que cumple una condena de 17 años de prisión por lavado de dinero, narcotráfico y asociación criminal, tras haber cumplido otra pena de ocho años en Paraguay por evasión fiscal y blanqueo de capitales.

La abogada también representaba a Marcelo Pinheiro, alias “Piloto”, presunto jefe del grupo criminal brasileño Comando Vermelho y encarcelado en Paraguay desde diciembre pasado, cuando fue detenido en la ciudad sureña de Encarnación tras permanecer prófugo de la justicia brasileña desde 2007, cuando se fugó de una prisión de ese país.

En ese sentido, el titular de Interior volvió a descalificar las declaraciones de “Piloto”, que dio una rueda de prensa la semana pasada en la Agrupación Especializada, en Asunción, donde está preso, en la que negó cualquier relación con el terrorismo, como se publicó en Brasil.

Villamayor recalcó que con esas declaraciones “Piloto” solo busca “evitar el proceso de extradición” a Brasil.

Pedro Juan Caballero, la urbe donde mataron a Casuso, está entre las ciudades más violentas de la región y es el escenario de una lucha de poder de organizaciones como el Primer Comando de la Capital, de Sao Paulo, y el Comando Vermelho, de Río de Janeiro.

Las ciudades fronterizas entre Paraguay y Brasil, como Ciudad del Este y Pedro Juan Caballero, son las principales rutas regionales del tráfico de cocaína y marihuana, según la Senad de Paraguay. EFE