Inicio > Noticias > Internacional > Moody’s: el mayor riesgo financiero del Gobierno mexicano es la ayuda a Pemex

Moody’s: el mayor riesgo financiero del Gobierno mexicano es la ayuda a Pemex

México, 4 sep (EFE).- La agencia Moody’s advirtió este miércoles que el mayor riesgo financiero del Gobierno mexicano es la ayuda económica que dedica a reflotar la petrolera estatal Pemex, que según la calificadora deberá ser todavía mayor a la pronosticada.

“El principal riesgo no proviene del ingreso o del gasto del Gobierno, sino que proviene de la transferencia que el Gobierno va a tener que dar a Pemex”, explicó Ariane Ortiz-Bollín, analista de riesgo de la compañía, durante un foro de Moody’s en Ciudad de México.

La analista explicó que el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador tiene previsto invertir entre un 1 % y un 2 % del Producto Interno Bruto (PIB) para suplir la deuda de Petróleos Mexicanos (Pemex) y revertir su baja producción.

Sin embargo, opinó que “los supuestos del Gobierno son optimistas y la empresa va a necesitar más inversión de lo que se está pensando”. Según Moody’s, la compañía requeriría unos 20.000 millones de dólares anuales.

La calificadora estableció en junio una perspectiva negativa tanto para la deuda soberana de México como para la de Pemex, ambas muy relacionadas.

“Las razones que están detrás de una posible rebaja están íntimamente ligadas porque el Gobierno depende de los ingresos de Pemex, y tiene que otorgar transferencias a Pemex”, explicó Ortiz-Bollín.

La analista argumentó que si la deuda soberana de México sufre una rebaja en su calificación, esto inevitablemente arrastraría también a una rebaja en la calificación de Pemex.

Pete Speer, analista de Moody’s dedicado a la petrolera mexicana, expresó que Pemex podría mejorar su perspectiva en la medida que mejorara sus datos de producción.

Speer dijo que iría en la “dirección positiva” que el Gobierno recuperara el modelo de “farmouts”, mediante el cual se comparten riesgos y beneficios con empresas privadas en la exploración de nuevos campos petroleros.

Sin embargo, avisó de que esto no revertiría “automáticamente” la perspectiva de la compañía, ya que “este tipo de inversiones toman mucho tiempo en rendir frutos y habría que ver qué tanto apetito hay del inversionista”.

Sobre la medida estrella de López Obrador de construir una nueva refinería en Dos Bocas, en el suroriental estado de Tabasco, el analista de Moody’s aseguró que no existe un déficit de refinerías en América del Norte y recordó que este tipo de proyectos “tardan más en construirse y cuestan más de lo planificado”.

Moody’s estima un crecimiento de la economía mexicana del 0,5 % para 2019 y del 1,5 % para 2020, en consonancia con la mayoría de analistas financieros y lejos de los pronósticos del presidente, que espera un crecimiento del 2 % para este año.

Esto luego de que la economía mexicana se estancó en el segundo trimestre de 2019, con un crecimiento del 0 % que confirmó que la segunda economía latinoamericana afronta una desaceleración.

La analista Ortiz-Bollín explicó que a principios del próximo año, Moody’s contará con los suficientes elementos para saber si rebaja la calificación de Pemex, que actualmente está en A3, o si la estabiliza.

“En la medida en que veamos que el crecimiento potencial está por debajo de los rangos del 2,1 % y el 2,6 %, sería una de las razones principales de una rebaja de la calificación”, explicó.

El presidente López Obrador ha restado importancia a la desaceleración económica del país y sostiene que bajo su gobierno existe una mejor distribución de la riqueza. EFE