Mueren dos jovencitos

  • Uno electrocutado y otro arrollado junto a sus amigos

Terrible muerte encontró el joven empleado de una nogalera cuando al estar piscando nuez y tratar de evitar una caída recibiera una descarga mortal al tocar unos cables de alta tensión.

Este suceso que reportaron las autoridades estatales ocurrió en unas nogaleras de la localidad de Orizaba, en el municipio de Poanas, donde el joven estaba trabajando.

La tragedia sobrevino cuando el menor piscaba en lo alto de un nogal, momento en que repentinamente pierde el equilibrio y con tal de evitar la caída tomó lo primero que pudo agarrar, que para este caso fueron los cables de alta tensión de 15 mil voltios, por lo que recibió una fuerte descarga.

Es a consecuencia de esta acción que la descarga recorrió todo su cuerpo al grado de cortarle la existencia casi de manera inmediata, por lo que nadie pudo hacer algo para salvarle la vida, y por lo que se dio parte a las autoridades correspondiente para que tomaran nota de este penoso caso.

Otro jovencito muere arrollado

Tres jóvenes fueron arrollados la mañana de este martes, situación por la cual uno de ellos debido a los fuertes golpes perdió la vida.

Fue alrededor de las 06:00 horas de este martes cuando Rodrigo Alvarado Pérez, de 12 años, Guadalupe Solís Galindo, de 17 y Alfonso Rivas Solís, de 14, caminaban por carretera libre entre Cuencamé a Gómez Palacio, sitio donde repentinamente fueron embestidos por un carro fantasma.

A consecuencia del impacto, ahí quedó sin vida Rodrigo, en tanto sus amigos resultaron heridos y con múltiples golpes en todo el cuerpo situación por la que fueron trasladados hasta el Hospital General de Gómez Palacio.