Multados unos 2,500 choferes de transporte

  • Por mal uso de unidades, placas apócrifas o andar sin documentos

Por: Martha Medina

Durante lo que va del año se han aplicado más de 2 mil 500 sanciones a conductores del transporte público en sus distintas modalidades, por diversas irregularidades que van desde vehículos mal utilizados, hasta portar placas apócrifas, informó el subsecretario de Transportes y Movilidad del Estado, Jorge Campos Murillo.

Agregó el funcionario que la cantidad de infracciones que se han levantado en las últimas semanas se incrementó con respecto a las que se aplicaron durante el mismo periodo en años anteriores, como resultado de un trabajo más intenso que realiza la Dirección de Inspectores de la dependencia desde que inició este 2019.

Se trata de un trabajo, agregó, que no se podía realizar anteriormente porque no se contaba con suficientes unidades para incrementar el patrullaje de los inspectores de la Subsecretaría, situación que planteaba una limitante para el trabajo que se realizaba en esta área, que consiste principalmente en verificar las condiciones en las cuales se presta el servicio del transporte público urbano en todas sus modalidades.

El subsecretario manifestó que después de que a finales del 2018 el gobierno estatal entregó patrullas nuevas a la dependencia, se pudo reforzar el trabajo de inspección que se realiza de manera permanente, para detectar situaciones irregulares en el caso del servicio mencionado anteriormente.

Agregó que actualmente la Dirección de Inspección cuenta con un nuevo titular, quien tiene la responsabilidad de aumentar o al menos mantener la intensidad del trabajo que realizaba su antecesor, situación que se refleja en la aplicación de más de 2 mil 500 sanciones e infracciones a los conductores de los vehículos, por causas que van desde vehículos que son mal utilizados, hasta portar placas apócrifas para prestar el servicio citado anteriormente, irregularidades que han ocasionado que incluso algunas unidades hayan sido retiradas de la circulación.

Puntualizó que se trata de acciones que se realizarán de manera permanente, con el propósito de cuidar que el servicio de transporte público se preste conforme lo establece la ley, para lo cual es necesario vigilar que quienes cuentan con una concesión o un permiso para trabajar en esta área, cumplan también con la reglamentación vigente, pues de esa manera se garantizarán condiciones de seguridad para los usuarios.