Niños guatemaltecos reflexionan sobre la biodiversidad a través de la pintura

imagen (49)Guatemala, 4 feb (EFE).- Los ojos de un jaguar y la belleza del quetzal, la icónica ave símbolo de Guatemala, protagonizan la exposición “Una mirada salvaje a través de los pinceles de los niños”, con la que decenas de infantes pretenden concienciar sobre la necesidad de proteger la biodiversidad del país.


Las 39 pinturas que conforman la muestra han sido elaboradas por niños de la escuela Frida Kahlo, que trabaja con menores en riesgo de exclusión social en la capital del país.

Una de estas menores fue la encargada de dar lectura al poema “Cantos de Pájaros”, con el que se inauguró la exposición que se podrá ver hasta el próximo 29 de febrero en el Centro Cultural de España, ubicado en la zona 1 de la capital.

“Las hermosas pinturas son una visión fresca, producto de la creatividad de los niños, que contiene un llamado a todos los guatemaltecos para que protejamos nuestra fauna y el bosque”, señaló Oscar Rojas, director del programa Clima, Naturaleza y Comunidades en Guatemala (CNGG), que colabora en el proyecto.

La responsable de la escuela, Beatriz Sandoval, destacó la mirada con la que los niños se acercaron a los animales “viendo sus ojos, su espíritu y pintándolos con amor y respeto”.

“Pinté un pez porque creo que estos animales son muy importantes y bonitos, pero además nos dan de comer, entonces debemos cuidarlos mucho. Si tiramos basura al río los contaminamos y al comerlos nos contaminamos nosotros también”, explicó Sofía de Paz, de 14 años.

Esta exposición tiene el objetivo de concienciar sobre la importancia del medioambiente en Guatemala, uno de los 19 países megadiversos del mundo.

“Sabemos que el cambio climático está provocando estragos a nivel global y que Guatemala es uno de los países más vulnerables a este fenómeno, con terribles consecuencias en la pérdida de vidas humanas, infraestructuras y cultivos. Esto nos mueve a tomar acciones como esta para contribuir a reducir sus impactos negativos”, añadió Rojas.

Por su parte, el responsable del Centro Cultural de España en Guatemala, Jesús Oyamburu, destacó el esfuerzo y dedicación de los menores, que aportan una visión renovada sobre el tema. (1)EFE