martes, diciembre 7, 2021
Inicio > Noticias > Internacional > Ombudsman de Guatemala denuncia actividad ilegal de mina y represión policial

Ombudsman de Guatemala denuncia actividad ilegal de mina y represión policial

Ciudad de Guatemala, 23 oct (EFE).- El procurador de los Derechos Humanos de Guatemala, Jordán Rodas, manifestó este sábado su preocupación por la represión policial a un grupo de comunidades indígenas en resistencia en el noreste del país, quienes se oponen a una mina de capital ruso que funciona “ilegalmente”.

Rodas indicó mediante sus canales de comunicación que la mina Fénix de la empresa Compañía Guatemalteca de Níquel (CGN), subsidiaria de la firma rusa Solway Investment Group, funciona de manera ilegal.

“Desde 2019 la Corte de Constitucionalidad (máximo tribunal del país) ordeno a CGN suspender la licencia de explotación minera, por no haber realizado consulta previa”, enfatizó el ombudsman.

Sin embargo, pese a la prohibición, Rodas aseguró que “el Gobierno de Guatemala”, que preside Alejandro Giammattei, “resguarda camiones de CGN” para su ingreso a la mina y a la vez las fuerzas de seguridad “reprimen a la población y periodistas”.

La mina se encuentra ubicada en el departamento de Izabal, específicamente en el municipio de El Estor, unos 300 kilómetros al noreste de la Ciudad de Guatemala, donde decenas de indígenas q’eqchi’ se mantienen en resistencia desde hace tres semanas.

Los miembros de la comunidad indígena se encontraban a la orilla de la carretera desde hace 21 días en un campamento improvisado con el fin de protestar contra el funcionamiento de la mina.

Tanto el viernes como este sábado, cientos de agentes de la Policía Nacional Civil han atacado a las comunidades indígenas en resistencia con bombas lacrimógenas, según han denunciado diversas fuentes.

El enfrentamiento del viernes dejó heridos y periodistas amenazados por algunos de los agentes, como detallaron el medio Prensa Comunitaria o políticos como el diputado de oposición Aldo Dávila, quien se encontraba en el lugar.

De igual forma este sábado la Policía y miembros del Ejército de Guatemala lanzaron gases lacrimógenos para disolver una manifestación conformada por la comunidad indígena, siempre en El Estor, Izabal, en el único departamento guatemalteco con salida al océano Atlántico.

Los comunitarios pugnan para frenar la operación de la compañía de níquel al carecer de estudios de impacto ambiental ni autorización de operaciones al no haberse realizado una consulta popular al respecto.

La tensión en El Estor por las operaciones de la CGN en la mina Fénix iniciaron en 2017, con enfrentamientos entre pescadores locales y agentes de seguridad de la extractora, situación que se agudizó con posteriores intimidaciones y amenazas contra periodistas como Carlos Ernesto Choc, de Prensa Comunitaria.

Según datos oficiales, la extracción minera en Guatemala llegó a producir casi 6.000 millones de quetzales (750 millones de dólares) en un año durante 2014 y 2015, pero decayó hasta los 240 millones de quetzales (30 millones de dólares) en 2019 debido a diversas suspensiones para empresas extractoras. EFE

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: