ONU y Líbano lanzan campaña para acabar con el matrimonio infantil en el país

Beirut, 25 nov (EFE).- La ONU y la Comisión Nacional de Mujeres Libanesas (CNML) lanzaron hoy una campaña conjunta para acabar con el matrimonio infantil en el Líbano, con motivo del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

La campaña tiene como objetivo la “eliminación del matrimonio infantil, considerado como una forma de violencia de género, a través de la adopción de una ley que estipule que la edad mínima para ello es de 18 años”, afirmó la ONU en un comunicado.

“Aceptar todavía el matrimonio infantil y la falta de una ley que prohíba el matrimonio hasta los 18 años es una prueba más de que la legislación ha fracasado”, afirmó en un comunicado la presidenta de la CNML, Claudine Aoun Roukoz.

Por su parte, la coordinadora especial de la ONU para el Líbano, Pernille Dahler Kardel, alentó a los legisladores libaneses a “promulgar y defender leyes que eliminan el matrimonio infantil ya que de ese modo protegerán a los niños y garantizarán el bienestar general de la sociedad”.

En el Líbano, que se rige por un sistema confesional, son los tribunales religiosos quienes fijan a sus fieles la edad apta para contraer matrimonio.

Las comunidades musulmanas exigen a los varones cumplir 18 años para casarse, mientras que las niñas pueden hacerlo desde los 14.

En cuanto a los cristianos, los hombres tienen la posibilidad de contraer matrimonio a partir de los 16 años, mientras que está permitido que las niñas lo hagan con 14, según explica la CNML.

Rita Chamaly, miembro del CNML, explicó a Efe que las familias pueden obtener del tribunal religioso una derogación que autoriza a rebajar la edad de matrimonio en ciertos casos que, en las comunidades musulmanas, puede ser hasta los nueve años.

Según la defensora, la mayoría de los matrimonios infantiles son “sinónimos de desescolarización de las niñas, violencia y trauma vinculado a la noche de bodas, vivida como una violación”. EFE