Pacto de Alcaldes por el Clima y la Energía se suscribe en Ecuador

El Comercio

Quito, 4 may (EFE).- La Asociación de Municipalidades de Ecuador se comprometió hoy a adherirse al llamado “Pacto Global de Alcaldes por el Clima y la Energía”, una iniciativa mundial que busca construir un mundo sostenible, resiliente y eficiente en materia energética.

Así lo señalaron hoy las autoridades del Municipio de Quito, organizador de un encuentro en el que también participaron expertos internacionales y representantes de la Unión Europea y del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF), quienes auspiciarán la iniciativa.

La suscripción del pacto se efectuó en el marco del encuentro denominado “Diálogos por el Clima: hacia una integración vertical de las acciones climáticas de las ciudades y regiones”.

El acuerdo fue firmado por el alcalde de Quito, Mauricio Rodas; el ministro del Ambiente, Tarsicio Granizo; el director de la Asociación de Municipalidades, Alejandro Alvarez; el consejero de la Embajada de la Unión Europea en Ecuador, Vincent Rigobert y el director de la WWF-Ecuador, Hugo Arnal.

Durante el encuentro, el alcalde de Quito recordó que “son las ciudades las principales generadoras de gases de efecto invernadero, que producen precisamente el cambio climático.

“Y por tanto, es en las ciudades donde debemos ejecutar acciones adecuadas en esta materia”, apuntó.

“Las ciudades se convierten en actores claves y también más comprometidos para enfrentar el cambio climático, implementando acciones para la reducción de emisiones y medidas de adaptación a sus efectos”, añadió Rodas.

Y es que, según estudios de Naciones Unidas citados en la discusión, las ciudades son los principales contribuyentes al cambio climático, pues consumen más del 78 por ciento de la energía mundial y producen más del 60 por ciento de dióxido de carbono.

Por ello, el alcalde Rodas hizo un llamamiento a colaborar y dialogar entre gobiernos nacionales y locales, como se propuso en el “One Planet Summit”, un encuentro celebrado en diciembre pasado en París, que fue apoyado por redes municipales de Brasil y España, así como ayuntamientos de Medellín, México, Sevilla, Recife y Buenos Aires, además del Banco Mundial.

Según el alcalde quiteño, el cambio climático es una de las mayores amenazas para la humanidad, ya que compromete la calidad de vida de la población en un mundo cada vez más urbanizado.

Rodas invitó a las demás ciudades de Ecuador a unirse a un Comité Consultivo Nacional de la iniciativa, que busca generar acciones locales contra el Cambio Climático.

Por su parte, el ministro Granizo resaltó los esfuerzos conjuntos entre el Ejecutivo ecuatoriano y los gobiernos locales “para asegurar que las futuras generaciones cuenten con aire limpio, agua segura, alimentos sanos y espacios verdes”. EFE