Inicio > Noticias > Internacional > Para Rusia en el espacio no hay ni mujeres ni hombres, todos son cosmonautas

Para Rusia en el espacio no hay ni mujeres ni hombres, todos son cosmonautas

Moscú, 4 mar (EFE).- Durante la conformación de las tripulaciones espaciales, el Centro de Preparación de Cosmonautas (CPC) de Rusia no distingue entre hombres y mujeres: todos son iguales, afirmó este miércoles Víctor Ren, jefe de preparación especial del centro, en un acto con ocasión del 8 de marzo.

“Entre los cosmonautas no hay diferencias entre hombres y mujeres, todos son cosmonautas”, dijo el piloto, paracaidista e instructor al destacar la capacidad de trabajo y fortaleza de la cosmonauta rusa Elena Kondakova, presente en el evento.

“A mí me causó especial placer trabajar con esa persona magnífica, íntegra, de mente aguda, porque ‘agarraba al vuelo’ prácticamente cada palabra y superó magníficamente las pruebas más difíciles del centro”, añadió Ren, al describir a la tercera mujer rusa en conquistar el espacio y la primera en hacer un vuelo de larga duración.

Kondakova participó en dos misiones espaciales, una en octubre de 1994, a bordo de la nave rusa Soyuz TM-20, y otra en 1997, a bordo de la estadounidense Atlantis STS-84, ambas con destino a la estación Mir. Al concluir su carrera espacial se dedicó primero a la política en calidad de diputada, y luego fue diplomática.

FUERTES PRESIONES

Tras enumerar todas las pruebas que la astronauta superó “muy dignamente”, Ren destacó que además de lograr un récord de estancia en el espacio para aquel momento, Kondakova también batió récord en la centrífuga, uno de los equipos más “temidos” por los cosmonautas durante la preparación.

Además, recordó que aunque las leyes rusas prohíben a las mujeres ejercer de buzo, la astronauta realizó quince inmersiones durante el proceso, incluso utilizando escafandras pesadas.

“Hizo dos inmersiones con escafandra, es un trabajo muy pesado. El cuerpo humano pierde de uno a dos kilogramos de peso por cada hora de inmersión, y se trabajaba de seis a ocho horas. Pueden imaginar cuál es la presión a la que se someten los cosmonautas”, explicó.

ENTRE LA CARRERA Y LA FAMILIA

Por su parte, Kondakova defendió la igualdad de derechos del hombre y la mujer, pero se expresó contraria al feminismo y argumentó que si las mujeres en Rusia se ven en la disyuntiva de elegir entre su carrera y la familia, optan por lo segundo, a diferencia de las estadounidenses.

“Tuve mucha suerte con mi tripulación. Aunque me prepararon como ingeniero de a bordo, con todas las exigencias, los hombres se ofrecían para hacer parte del trabajo para que yo descansara. Me cuidaban mucho. Es una costumbre rusa”, apuntó.

Hasta el momento al espacio han volado 556 personas, 60 de las cuales son mujeres. Solo cuatro de ellas son rusas, mientras que 46 son estadounidenses.

Sin embargo, Ren defendió que las cosmonautas rusas fueron pioneras en muchos ámbitos: Valentina Tereshkova, fue la primera en volar al espacio, Svetlana Savítskaya, la primera en realizar una caminata espacial, y Kondakova permaneció 169 días en el espacio, marcando un récord. EFE

%d bloggers like this: