Paraguay dicta captura y extradición contra el “mayor cambista de Brasil”

Subrayado

Asunción, 3 may (EFE).- La Fiscalía paraguaya dictó hoy una orden de captura a nivel nacional con fines de extradición contra el ciudadano brasileño Dario Messer, conocido como el “”mayor cambista de Brasil” tras una notificación “de alerta roja internacional de captura” contra 43 personas en un megaoperativo contra delitos financieros.

La Fiscalía de Paraguay se sumó así a sus homólogas regionales en la operación “Cambio Desconecto”, que se desarrolló hoy en el país, en seis estados brasileños y en Uruguay, y dio como resultado 33 detenciones en los dos último países.

Esta operación tuvo como punto de mira un grupo de cambistas que, según la confesión de dos acusados, habría conseguido mover 1.600 millones de dólares en 52 países de forma ilícita.

Entre los que todavía no han sido capturados se encuentra Messer, quien, de acuerdo con las investigaciones, recibía el 60 % de los beneficios de las operaciones de cambio, pues era el responsable de aportar recursos y dar lastre a las operaciones.

Según la Fiscalía brasileña, como dueño de casas de cambio, Messer era quien daba respaldo a las operaciones con su nombre y se responsabilizaba de la captación de clientes.

La operación de este jueves se apoyó en la confesión de los cambistas Vinícius Vieira Barreto Claret, conocido como “Juca Bala”, y Cláudio Fernando Barbosa, alias “Tony” o “Peter”, acusados de trabajar para el grupo delictivo dirigido por el exgobernador de Rio de Janeiro Sergio Cabral, preso por corrupción.

Vinícius Vieira Barreto Claret y Cláudio Fernando Barbosa fueron arrestados en Uruguay en marzo de 2017 y extraditados a Brasil, donde acordaron colaborar con las autoridades para la revisión de su futura pena.

Claret y Barbosa, considerados por la Fiscalía de Brasil como “los cambistas de los cambistas”, revelaron la existencia de un sistema llamado Bank Drop compuesto por 3.000 empresas con ventajas fiscales en 52 países y que realizó transacciones por valor de 1.600 millones de dólares. EFE