Paraguay se prepara para reivindicar su diversidad lingüística en 2019

Asunción, 13 ene (EFE).- Paraguay prepara numerosas actividades de “divulgación” y “promoción” destinadas a la “preservación” de las 19 lenguas indígenas que actualmente conviven en el país, algunas en grave riesgo de desaparición, en el marco del Año Internacional de las Lenguas Indígenas, proclamado por la ONU para este 2019.

Entre las principales actividades, muchas de ellas aún por concretar, predominarán los eventos de promoción de las diferentes lenguas indígenas, a través de “seminarios y visitas a pueblos indígenas”, según explicó a Efe la titular de la Secretaría de Políticas Lingüísticas (SPL) de Paraguay, Ladislaa Alcaraz.

El objetivo, dijo es “sensibilizar sobre la diversidad lingüística” a la sociedad paraguaya, para lo que “vamos a trabajar directamente con los pueblos” indígenas, con objeto de implementar “proyectos sectoriales” en cada uno de ellos, que tendrán que ver con la “documentación y promoción de esas lenguas en los espacios comunitarios”.

Alcaraz señaló la importancia de llevar a cabo una “fuerte divulgación” de esas lenguas, muy “desconocidas” para el conjunto de la sociedad paraguaya no indígena, para que ésta ponga en valor ese “patrimonio cultural nacional”, como las reconoce la propia Constitución del país.

A través de que la sociedad conozca ese patrimonio se pretende que la ciudadanía colabore en su preservación, especialmente de las seis lenguas en “grave peligro de extinción”, como la lengua Guaná, originaria de la zona más septentrional del Chaco paraguayo, que actualmente solo cuenta con cuatro hablantes ancianas.

Alcaraz afirmó que uno de los propósitos del año es “textualizar” esa lengua para evitar su desaparición, ya que actualmente no tiene escritura, y para ello elaborarán un “diccionario”.

También predominarán las actividades académicas, con dos vertientes: por un lado, dar a conocer los aspectos culturales y el origen de las lenguas indígenas, entre otros aspectos, desde el campo de los estudios realizados hasta ahora sobre algunas de ellas, a través de “seminarios y encuentros”.

Por otro, la celebración del Año Internacional servirá de excusa para realizar “proyectos de investigación” sobre las lenguas poco estudiadas y sus hablantes, que serán coordinados por el Ministerio de Educación, según indicó la titular de la SPL.

Otra línea de trabajo, según señaló Alcaraz, será la “capacitación” a líderes y comunicadores de esas comunidades para que “promuevan su uso a través de los medios de comunicación”, ya que actualmente, incluso el guaraní, tiene escasa presencia en los mismos.

En ese sentido, indicó que durante los festejos del año, “el guaraní va a seguir un propio camino”, puesto que “tiene otro estatus” como lengua oficial (hablado por el 90 % de la población), por lo que el objetivo con ese idioma será “promover su uso en la administración de las instituciones del Estado”.

En el plano internacional, Alcaraz participará a finales de enero en una ponencia sobre las políticas relacionadas con la preservación de las lenguas indígenas en París, en la que disertará sobre su importancia para la implementación del “desarrollo sostenible” en términos sociales.

Así mismo, recordó que durante el año se celebrarán varios encuentros internacionales sobre la cuestión, uno de ellos en Cuzco (Perú), en el que el país suramericano estará representado, pero añadió que “queremos otro (encuentro) en Paraguay”.

La responsable de las políticas lingüísticas de Paraguay reflexionó sobre la posibilidad de que las Naciones Unidas “declaren una Década” Internacional de Lenguas Indígenas, porque permitiría adquirir “compromisos mayores”, necesarios para garantizar la pervivencia de los idiomas más vulnerables.

Las actividades comenzarán a partir del 21 de febrero y se prolongarán hasta el 31 de diciembre de este año. EFE