Inicio > Noticias > Internacional > Patronal de Nicaragua lamenta que Ortega envíe mensajes de odio y de rencor

Patronal de Nicaragua lamenta que Ortega envíe mensajes de odio y de rencor

Managua, 12 nov (EFE).- La principal cúpula patronal de Nicaragua lamentó este martes que el presidente del país, Daniel Ortega, envíe mensajes de “odio y de rencor” al sector privado en medio de la crisis social, política y económica que vive el país desde abril de 2018.

“El Gobierno pierde una oportunidad más para enviar mensajes de esperanza y reconciliación a los nicaragüenses, nos trasmite nuevamente zozobra e incertidumbre, pero lo más grave, odio y rencor, destruyendo cada día más nuestro tejido social”, señaló el Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) en una declaración.

La patronal emitió ese pronunciamiento en respuesta a críticas hechas por Ortega el pasado viernes en contra del sector privado.

En un acto de Estado, el mandatario cuestionó a las empresas porque, según dijo, piden exoneraciones y no pagar impuestos para “tener siempre grandes utilidades”.

“¿Qué están quebrando algunas (empresas)?, ¡qué quiebren!”, exclamó el mandatario, que denunció que las empresas quieren “ganar más de los que ganaban antes de que quisieron destruir la economía”, en alusión a las manifestaciones contra su Gobierno que estallaron el 18 de abril de 2018 por unas impopulares reformas a la seguridad social.

Asimismo, Ortega acusó a una parte de empresariado, a los que no identificó y tampoco presentó pruebas, de ser parte de la “conspiración” que, a su juicio, intentó derrocarlo con el estallido social de hace casi 19 meses.

“El Cosep rechaza cada una de las expresiones de descalificación y amenazas hacia el sector privado”, indicó, por su lado, la patronal, que advirtió que el país enfrenta su peor crisis económica en los últimos 30 años, con dos años consecutivos de decrecimiento y con una previsión negativa para el 2020.

Alertó que la inestabilidad política que vive Nicaragua desde abril de 2018 ha afectado la confianza y certidumbre en el clima de negocios, lo cual ha generado el cierre de “muchas empresas y, por ende, más desempleo”.

A juicio del Cosep, la reactivación económica en el país no será posible mientras no se adopten medidas que resuelvan la crisis y restituyan los derechos y garantías constitucionales de todos los nicaragüenses.

Entre otros, insistió en la necesidad de reformas electorales que permitan la realización de elecciones libres, transparentes y observadas, “los cuales son pasos necesarios y reales para alcanzar la paz y la estabilidad política, social y económica”.

Asimismo, la cúpula empresarial ratificó su compromiso de promover y defender la democracia, la libertad, la justicia y los derechos humanos, y de impulsar un proceso de transición democrática basado en el diálogo amplio e incluyente, que permita el consenso para la elaboración e implementación de un acuerdo de nación.

El Cosep y la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua (AmCham), principales patronales del país, forman parte de la opositora Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, que era la contraparte del Gobierno en una mesa de negociaciones que el mandatario dio por concluida unilateralmente el 30 de julio pasado.

Nicaragua sufre una grave crisis que ha dejado 325 muertos desde abril de 2018, de acuerdo con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), aunque algunos grupos elevan a 651 las víctimas mortales, mientras que el Ejecutivo solo reconoce 200 y denuncia un intento de golpe de Estado. EFE

%d bloggers like this: