Petrobras alcanza su mejor resultado semestral en 7 años y reduce su deuda

Bolsamania

Río de Janeiro, 3 ago (EFE).- La petrolera estatal brasileña Petrobras, tras encadenar cuatro años seguidos de pérdidas, alcanzó su mejor resultado semestral en los últimos siete años y redujo su deuda en dólares un 13 % desde finales del año pasado.

Petrobras informó hoy de que obtuvo en los primeros seis meses del año un beneficio neto de 17.033 millones de reales (unos 4.532 millones de dólares), un valor 3,6 veces superior al del mismo periodo del año anterior.

Tan sólo en el segundo trimestre del año la petrolera registró un saldo positivo de 10.072 millones de reales (unos 2.685 millones de dólares), lo que representa un avance de 316 % respecto al período abril-junio de 2017.

La mayor empresa de Brasil atribuyó el incremento del beneficio semestral al aumento de la cotización del petróleo de tipo Brent en los mercados internacionales, lo que generó mayores márgenes en las exportaciones de petróleo, y en las ventas de derivados en Brasil.

Asimismo, el resultado fue producto de la reducción de los gastos con intereses debido a la disminución de la deuda.

La petrolera justificó también el resultado con los menores gastos por ociosidad de los equipos y a la reducción de los gastos en general.

Con el beneficio, Petrobras decidió pagar 652,2 millones de reales (unos 174,6 millones de dólares) a los accionistas, que recibirán 0,05 reales (0,01 dólares) por título, una medida que ya fue adoptada en el primer trimestre del año con la vuelta de las ganancias.

La compañía, controlada por el Estado pero con acciones negociadas en las bolsas de Sao Paulo, Nueva York y Madrid, destacó también en su balance la reducción de la deuda, que pasó de 84.871 millones de dólares a finales de 2017 a 73.662 millones de dólares en junio.

De acuerdo con el balance, el beneficio operacional ajustado (Ebitda) de la compañía en el primer semestre llegó a los 55.835 millones de reales (unos 14.890 millones de dólares), un aumento del 26 % frente al mismo periodo de 2017.

En su balance, Petrobras hizo una única referencia a la huelga de camioneros que el pasado mayo prácticamente paralizó Brasil durante once días en protesta contra el fuerte aumento del precio del diesel.

Según la compañía, la huelga, que generó un fuerte desabastecimiento en todo el país, provocó una caída en el beneficio bruto del área de distribución debido a las pérdidas de estoque de BR Distribuidora, que divulgó sus resultados el jueves.

La paralización de los camioneros llevó al entonces presidente de Petrobras, Pedro Parente, a presentar su renuncia a comienzos de junio. Su lugar fue asumido por Ivan Monteiro, quien hoy resaltó el “robusto” resultado de la compañía.

“El beneficio llegó bastante fuerte, pero hay que recordar que en 2011 la cotización del Brent era muy superior a la del nivel de hoy”, resaltó Monteiro en una rueda de prensa.

El buen resultado se produjo luego de que la mayor empresa de Brasil sufriera el año pasado sufrió unas pérdidas por 446 millones de reales (unos 119,5 millones de dólares al cambio actual), con lo que encadenó cuatro años seguidos de balances negativos, tras las pérdidas récord por 34.800 millones de reales (9.329,7 millones de dólares) de 2015.

Los malos resultados de los períodos anteriores, provocados por la mayor recesión en Brasil en décadas, la fuerte caída de los precios del petróleo, el gigantesco escándalo de corrupción que protagonizó, el aumento de la deuda hasta niveles históricos y su propia mala gestión, obligaron a Petrobras a anunciar un profundo plan de reestructuración en 2016.

La empresa informó que, pese a los buenos resultados financieros, su producción de petróleo y gas natural sufrió una reducción de 4 % en el primer semestre, con un promedio de 2,66 millones de barriles por día (de los que 2,57 millones diarios en Brasil).

Petrobras también presentó un ajuste en su Plan de Negocios y anunció una reducción de las inversiones este año, que serán de 15.000 millones de dólares, unos 2.000 millones menos que lo previsto inicialmente, aunque mantuvo la inversión total en 74.500 millones de dólares para el periodo 2015-2022. EFE