Piden a ejército resguardar fiestas patrias en municipios

Solicitaron cuatro presidencias municipales la presencia del Ejército Mexicano durante los actos cívicos que se realizarán durante este fin de semana para recordar el inicio de la lucha por la Independencia de México, con el propósito de reforzar la vigilancia y garantizar seguridad a la población, informó el comandante de la Décima Zona Militar, general Homero Mendoza Ruiz.

Al referirse a la situación que se presenta en los municipios con respecto a la seguridad, el general manifestó que aunque hay un clima de tranquilidad, ya recibió a título personal la petición para que las fuerzas armadas participen en los actos cívicos que se llevarán a cabo durante los días 15 y 16 de este mes en las cabeceras municipales de Guadalupe Victoria, Rodeo, San Juan del Río y Vicente Guerrero, donde al igual que en el resto de la entidad, se hará un esfuerzo para reforzar la vigilancia durante las fechas mencionadas.

Agregó que se hará un esfuerzo para acompañar a las autoridades de estos municipios en los actos cívicos que se realizarán en las fechas mencionadas, que coincidirán con el siguiente fin de semana, además de que también se le apoyará en lo que se refiere a la vigilancia para mantener condiciones de tranquilidad en estos lugares.

Manifestó que se trata de una labor que se realizará en toda la entidad, con el apoyo de los batallones que actualmente se encuentran en distintos puntos, pues en el caso del que se ubica en el municipio de Santiago Papasquiaro, apoyará el tema de la seguridad en la región, aunque manifestó que también se tienen solicitudes para la instalación de más batallones en los municipios de Otáez, Guanaceví y Tepehuanes, donde la población ha solicitado la presencia del Ejército para reforzar las acciones de seguridad y evitar la presencia de personas armadas en las calles tanto de las cabeceras municipales como en las poblaciones cercanas.

Por otra parte, el comandante de la Décima Zona manifestó que también se apoyará la vigilancia que se realiza actualmente para evitar que se presente la venta clandestina de pirotecnia y artículos elaborados a base de pólvora, acciones en las que se trabaja de manera coordinada con las áreas de Protección Civil tanto estatal como municipales, para evitar esta venta que representa un riesgo para la población y que está prohibida.