Piden energía contra choferes de ruta

  • Ante accidentes que se han registrado en los últimos días

Por: Martha Medina

Ante los accidentes de unidades del transporte público que se han registrado en los últimos días, es necesario que las autoridades endurezcan las sanciones a los conductores por usar teléfono celular mientras trabajan, con medidas como la cancelación de licencias e incluso de concesiones para prestar el servicio, propuso el diputado David Ramos Zepeda.

Incluso, planteó a necesidad de realizar un pronunciamiento para que la Subsecretaría de Transportes del Estado tome cartas en el asunto, después de que en poco tiempo se registraron dos accidentes que tuvieron consecuencias fatales, en los cuales estuvieron involucradas unidades del servicio público.

Agregó que ante esta circunstancia, se propondrá que la Subsecretaría prohíba, como se hace en muchas empresas, el uso de teléfonos celulares en el  horario de trabajo, ya sea que se les retire a los conductores o que no los lleven, además que al chofer que se le sorprenda con un dispositivo se le cancele su licencia de manejo.

Además de esta sanción, también se propondrá que en el caso de las unidades del transporte que reincidan en esta conducta, así como en ocasionar accidentes por el uso de celular, se les cancele la concesión, pues consideró que se trata de una problemática que siempre ha afectado a Durango, pues se mantiene el peligro para la sociedad porque se pueden causar accidentes como los más recientes.

Añadió que otra medida es que los concesionarios tengan mucho cuidado al seleccionar a los choferes de las unidades de transporte, pues recordó que cuando se realizan operativos sorpresivos en todas las ocasiones se ha encontrado que salen mal en el antidoping y que probablemente no están totalmente calificados para dar el servicio.

En este tema, destacó que los sindicatos deben participar en estas acciones y crear conciencia entre sus agremiados, para evitar que usen el teléfono celular en el horario de trabajo, pues consideró el legislador que Durango y la ciudadanía merecen transportarse de una manera segura, así como que el peatón sepa que se encuentra en una ciudad segura.

Finalmente, el diputado manifestó que si un operador del transporte lleva un celular, es sabido que lo utilizará, por lo cual consideró que en estos casos se debe cancelar la licencia, mientras que si la misma unidad reincide en esta situación, también se debe hacer lo mismo con la concesión, pues consideró que no se puede poner en riesgo a las familias simplemente por una utilidad económica o algo que defiendan, pues aunque se trata de su patrimonio, lo primero es la vida de los ciudadanos.