Por vengarse de su tío, menor adicto mató a su prima; Fiscal

  • Tras una investigación de campo finalmente pudieron armar el entorno de este penoso caso

Finalmente y tras varios días de estar realizando una investigación de campo, la fiscal del estado Ruth Medina Alemán, dio por menores del hecho que estremeció a gran sector de la sociedad, en donde una niña de nueve años fue asesinada a golpes en la sierra del municipio de Durango y, donde ahora se sabe, las drogas jugaron un papel muy importante.

La funcionaria detalló esta mañana que tras varios días de una ardua investigación de campo, su personan finalmente logró establecer y dejar en claro que sobre el caso de la niña que fue hallada sin vida fue su primo, un menor de 12 años el responsable de la muerte de esta menor, a la que de manera salvaje arrebató la vida a golpes.

Recordar que fue el pasado 11 de julio cuando algunas personas de la localidad El Centenario, perteneciente al municipio de Durango y cercano al poblado Navíos, dieron parte a las autoridades sobre el hallazgo de esta menor de tan solo 9 años, misma que estaba tirada y sin vida en un paraje de aquella zona, todo tras presuntamente haber salido con su primo de 12 años a pescar, sitio de donde jamás regresó.

Tras las arduas pesquisas los agentes investigadores finalmente lograron establecer que como línea de investigación se encontraba el primo de la menor, a quien se ubicó como el autor material de este horrendo crimen ya que para vengarse de algunas situaciones que su tío le hacía, este adolecente adicto a la mariguana y el cristal tomó venganza matando a su prima y de esta manera saldar cuentas de afrentas con su pariente.

Al respecto, Medina Alemán reiteró que tras varios exámenes toxicológicos y psiquiátricos, se pudo establecer que este menor bajo los efectos de las drogas y fuera de sí causó las lesiones sanguinarias a la pequeña para dejarla sin vida, efecto por el cual este menor no puede ser juzgado penalmente ya que se encuentra en el rango de entre los 12 a 14 años, ante lo cual se solicitó su ingreso en un hospital psiquiátrico en donde recibirá la atención especializada bajo la supervisión médica con el fin de que tenga una rehabilitación adecuada.

Finalmente, la funcionaria acotó que la familia de la pequeña debido a estos hechos tuvo que mudar su residencia a otra comunidad por la cercanía de la vivienda con la del menor, además que se les brindaron las medidas de contención y seguridad para evitar cualquier hecho posterior a este caso que consternó a toda la ciudadanía, finalizó.