Prematura eliminación de Marruecos

Agencia EFE

Álvaro Vivar

Moscú, 20 jun (EFE).- Marruecos, que reaparecía en un Mundial 20 años después, es la primera selección en decir adiós, y muy pronto, en la segunda jornada, un 20 de junio tras caer en el estadio Luzhniki con Portugal 1-0, cuando su andadura en Rusia arrancaba tan solo cinco días antes y con todavía una jornada por disputar.

Con tan solo dos tantos encajados, un autogol en el minuto 95 y hoy con un tempranero tanto de Cristiano Ronaldo, la selección marroquí se quedó sin posibilidad alguna de alcanzar el segundo puesto del grupo B; para Irán, España y Portugal hay dos plazas de octavos.

Los “Leones del Atlas” encaraban su quinta participación en una fase final con unos registros envidiables: casi un año sin perder y sin encajar en una fase de clasificación en la que dejó fuera a una habitual en los mundiales como Costa de Marfil, pero sin capacidad goleadora es imposible ser relevante en un Mundial.

20 minutos de alto nivel contra Irán y la reacción ante Portugal tras el gol ha sido lo mejor de una selección marroquí que ha tenido dos despistes definitivos: un gol en propia meta en el 95 en su debut y dejar libre a Cristiano en el área en la segunda jornada. En un Mundial se paga.

Ante Portugal, el seleccionador francés Hervé Renard mantuvo el 4-2-3-1 con algún cambio de cromos: dejó fuera a Amine Harit, incisivo ante Irán, Nabil Dirar fue el lateral diestro, adelantó a Norbin Amrabat, recuperado de una conmoción cerebral, y Manuel Da Costa sustituyó a Romain Saïss en la zaga.

En punta Marruecos padeció su talón de Aquiles con el pesado Kahlib Butaïb y en la segunda parte con Ayoub El Kaabi, punta que milita en la Liga marroquí que entró para el abordaje final.

Pero un buen tramo de fútbol y las ocasiones, varias del central Medhi Benatia, no se tradujeron en gol. La portería empequeñeció y Marruecos dijo adiós de forma prematura.

Renard, acostumbrado a tener éxito con países africanos como Zambia, Costa de Marfil o Angola, completó una buena Copa de África 2017 con una Marruecos capaz de defender bien siendo un equipo técnico y con virtudes claramente ofensivas.

No han tenido minutos en estos dos partidos en Rusia Youssef En Nesyri, atacante del Málaga, y Hamza Mendyl, lateral zurdo del Lille, dos jugadores criados en la Academia Mohammed VI, escuela que prueba el trabajo de la cantera en busca del éxito.

México 1986 seguirá siendo el mayor logro de Marruecos en una Copa del Mundo cuando un 3-1 en la fase de grupos, precisamente contra Portugal, dio un histórico billete para octavos de final.

Ya sin opciones, Marruecos se medirá con España en el estadio de Kaliningrado el próximo lunes 25 de junio. EFE