Presidente de Cámara Baja de EEUU viajará a P.Rico para ver daños por huracán

WASHINGTON, DC – SEPTEMBER 29: House Speaker Paul Ryan (R-WI), speaks to the media during his weekly media briefing on Capitol Hill September 29, 2016 in Washington, DC. (Photo by Mark Wilson/Getty Images)

 

Washington, 11 oct (EFE).- El presidente de la Cámara de Representantes de EE.UU., el republicano Paul Ryan, viajará el viernes con un grupo de legisladores a Puerto Rico, devastado por el paso del huracán María, anunció hoy el portavoz del Departamento de Seguridad Nacional, David Lapan.

La secretaria en funciones de ese departamento, Elaine Duke, viajará también este jueves a Puerto Rico, Estado Libre Asociado de EEUU, aunque aún se está estudiando cuál será su itinerario.

Ryan, el republicano con mayor poder en el Congreso, se ha comprometido a trabajar con el Gobierno del presidente de EE.UU., Donald Trump, para que Puerto Rico reciba los recursos necesarios para recuperarse del huracán María, que golpeó la isla a finales de septiembre.

El Congreso está debatiendo actualmente diferentes paquetes de ayuda financiera para la isla, cuyas infraestructuras de electricidad y telecomunicaciones colapsaron tras el paso del ciclón.

El gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló, anunció hace unos días que el costo de los daños causados por el huracán María se sitúa entre 80.000 y 100.000 millones de dólares, una carga demasiado pesada para una economía sumida en una profunda crisis desde hace una década.

Puerto Rico vive desde hace años una profunda crisis financiera, con una deuda que sobrepasa los 70.000 millones de dólares.

Como parte para disminuir esa deuda, el Congreso de EE.UU. aprobó en 2016 la Ley para la Supervisión, Administración y Estabilidad Económica de Puerto Rico (Promesa), creando así una Junta de Control Fiscal para velar por las arcas del Gobierno puertorriqueño.

Ante el impacto de María, la Junta permitió al Gobierno local utilizar fondos de su presupuesto para servicios relacionados con los estragos del huracán. EFE