Principal organización sindical de Chile respalda a chamán mapuche en ayuno

Aguasdigital

Santiago de Chile, 25 jul (EFE).- La chilena Central Unitaria de Trabajadores (CUT), principal organización sindical del país, respaldó hoy al chamán mapuche preso Celestino Córdova, en una huelga de hambre que lo tiene en un delicado estado de salud, y llamó al Gobierno a escuchar la petición del “machi”.

Córdova, condenado a 18 años de prisión por homicidio, dejó de comer en protesta por la negativa de las autoridades de permitirle salir de prisión durante 48 horas, con el propósito de visitar su “rewe” (altar) y renovar su espiritualidad, un rito que las autoridades religiosas mapuches deben cumplir de forma periódica.

“Hacemos un llamado al Gobierno, particularmente al ministro de Justicia, Hernán Larraín, y al presidente Sebastián Piñera a pronunciarse y definir acciones concretas por la grave condición del machi”, señala la CUT en un comunicado.

Según la organización, “son más de 70 días de huelga de hambre que lleva Celestino Córdova y son más de 70 días de silencio del Gobierno ante esta situación, la misma que obligó en las últimas horas su traslado al hospital de Temuco por su estado de salud”.

“Expresamos nuestra solidaridad con el machi Celestino, con su familia, y con todo el pueblo mapuche, ante esta situación y ante la criminalización y persecución constante a hombres, mujeres y niños que defienden legítimamente su causa”, concluyó el comunicado.

Córdova es uno de los cuatro condenados por el crimen del matrimonio de agricultores de Werner Luchsinger y Vivianne Mackay, que murió la madrugada del 3 de enero de 2013, cuando encapuchados atacaron con disparos y bombas incendiarias su casa de campo en región de La Araucanía, unos 650 kilómetros al sur de Santiago.

Precisamente, el hijo del matrimonio Luchsinger Mackay, Jorge Luchsinger, dijo hoy en la ciudad de Temuco, 673 kilómetros al sur de Santiago, que su familia no se opone a la petición del machi para que pueda salir de la cárcel y asistir a su rewe.

Tras reunirse con el ministro de Desarrollo Social, Alfredo Moreno, y con el “lonco” (cacique) Aniceto Norín, Luchsinger dijo a la prensa que “es un gesto de buena fe por parte de su familia al Consejo de Loncos”, sin condición alguna con respecto a la investigación por la muerte de sus padres.

Por su parte, el ministro Moreno se mostró entusiasmado tras el encuentro con Luchsinger y Norín: “este último ha realizado un llamado a través de la prensa a rechazar la violencia en La Araucanía, lo que es tremendamente valioso”.

En opinión del ministro “en la región nadie quiere seguir con las cosas como están”.

“Hemos asistido a un primer signo que da mucha esperanza y que hace pensar que en La Araucanía también se puede cambiar la realidad”, subrayó el titular de Desarrollo Social, según el portal Soy Temuco.

El pasado 24 de abril, Córdova suspendió temporalmente una huelga de hambre de 100 días debido a su delicado estado de salud y después de que las autoridades denunciaron una “falta de diálogo” por parte de los comuneros mapuches.

No obstante, tras la negativa del Gobierno de concederle el permiso a asistir a su “rewe”, el machi reinició su medida de fuerza que ya cumplió más de 50 días y que desde este lunes convirtió en “huelga de hambre seca”, sin comida ni agua, lo que determinó que la guardia de prisiones le llevara de urgencia al hospital de Temuco.

En el sur de Chile se arrastra desde hace décadas un conflicto entre comunidades mapuches que reclaman territorios ancestrales y las empresas agrícolas o forestales que las ocupan legalmente, que en los últimos años derivó en episodios de violencia en los que han muerto varios comuneros, policías y agricultores. EFE