Inicio > Noticias > Deportes > Quartararo no defrauda y es “pole”

Quartararo no defrauda y es “pole”

Juan Antonio Lladós

Madrid, 10 oct (EFE).- El francés Fabio Quartararo (Yamaha YZR M 1) no defraudó a la escasa “afición local” que pudo presenciar los entrenamientos del Gran Premio de Francia de MotoGP por las restricciones debidas a la pandemia por el coronavirus, y consiguió su tercera “pole position” de la temporada, a poco más de una décima de segundo del récord absoluto de la categoría.

Quartararo consiguió en su última vuelta un tiempo de 1:31.315, que se quedó 130 milésimas de segundo del récord de su compatriota Johann Zarco (Yamaha YZR M 1), que en 2018 rodó en 1:31.185.

Los cuartos entrenamientos libres, en los que todos los pilotos preparan el ritmo de carrera, se volvió a producir una nueva bandera roja, la segunda del fin de semana tras la de ayer en Moto2 con la caída del italiano Luca Marini, en este caso al romper el motor de su KTM RC 16 el portugués Miguel Oliveira.

El piloto luso, en cuanto se apercibió de la rotura, se salió enseguida de la pista, en la curva siete, pero dejó un pequeño rastro de aceite en el asfalto, sobre lo que se encargaron de avisar el australiano Jack Miller (Ducati Desmosedici GP20), y el propio Quartararo (Yamaha YZR M 1), que resbalaron sobre el mismo, por lo que se tuvo que parar la sesión para poder limpiar la pista.

Y nada más reanudarse la cuarta tanda de pruebas libres, Miguel Oliveira volvió a ser protagonista con una caída en la curva seis, el mismo punto en el que ayer se cayó Marini, mientras que el español Alex Rins (Suzuki GSX RR) acabó igual, por los suelos, pero en la curva nueve, su segunda caída de la jornada tras la protagonizada en la tercera tanda libre, lo que le dejó con una sola moto para el resto de la jornada.

En la primera clasificación sorprendió el rendimiento inicial de las Honda, que colocaron a sus dos pilotos, el japonés Takaaki Nakagami y el español Alex Márquez, si bien al piloto de Repsol Honda lo sacó de las dos primeras posiciones el italiano Danilo Petrucci (Ducati Desmosedici GP20), todavía con nueve minutos de entrenamiento por delante, en los que hubo más cambios.

A Petrucci le superó su compatriota “Pecco” Bagnaia, que rodó en 1:32.512, si bien en la siguiente salida a pista con nuevo neumático trasero, ambos supieron aprovechar su oportunidad para defender su pase a la segunda clasificación a pesar de los esfuerzos de los españoles Joan Mir (Suzuki GSX RR) y Aleix Espargaró (Aprilia RS-GP) por entrar en la misma, pero que al final se vieron superados incluso por Nakagami.

El italiano Franco Morbidelli (Yamaha YZR M 1) fue la primera referencia de MotoGP al rodar en 1:32.393, por delante de otros dos pilotos de Yamaha, Maverick Viñales y Fabio Quartararo, con “Pecco” Bagnaia colocándose entre ellos, lo mismo que Valentino Rossi y Johann Zarco, si bien apenas una vuelta más tarde las cuatro Yamaha ya estaban en cabeza, sólo “acosadas” por la Ducati de Bagnaia, muy crecido tras su paso desde la primera clasificación.

Aún había tiempo para mejorar y en el ecuador de la tanda Fabio Quartararo ya marcó un espectacular 1:31.665 que le situó líder, por delante de Bagnaia y Morbidelli, si bien Andrea Dovizioso, mucho más efectivo que en anteriores citas del campeonato con su Ducati Desmosedici GP20, se puso segundo a escasas milésimas del francés.

Las hostilidades se habían desatado por completo y casi todos los pilotos comenzaron a marcar parciales de vuelta rápida, momento en el que el australiano Jack Miller se puso líder al rodar en 1:31.537, por delante de Fabio Quartararo y Danilo Petrucci, pero el francés no se contentó y con una vuelta rápida todavía por delante marcó un 1:31.315 que le entregó en bandeja su tercera “pole position” de la temporada, con dos Ducati por detrás de él, las de Miller y Petrucci.

En la segunda línea acabaron el británico Cal Crutchlow (Honda RC 213 V), con Maverick Viñales y Andrea Dovizioso; la tercera fue para Pecco Bagnaia, Pol Espargaró (KTM RC 16) y Johann Zarco; y en la cuarta Valentino Rossi, Franco Morbidelli y Miguel Oliveira. EFE

%d bloggers like this: