Inicio > Noticias > Internacional > Ramaphosa dice que la corrupción ha erosionado Sudáfrica en cierre de campaña

Ramaphosa dice que la corrupción ha erosionado Sudáfrica en cierre de campaña

Johannesburgo, 5 may (EFE).- El presidente de Sudáfrica, Cyril Ramaphosa, cerró su campaña electoral este domingo pidiendo un voto de “esperanza” para el Congreso Nacional Africano (CNA), aunque reconoció que su partido ha cometido “errores” en sus veinticinco años en el poder y que la corrupción ha erosionado la confianza de la gente.

“La era de la inmunidad se acabó, camaradas, entramos en la era de la responsabilidad”, prometió el mandatario en un gran acto en el estadio Ellis Park de Johannesburgo, ante unos 70.000 simpatizantes que tiñeron las gradas de amarillo, verde y negro, los colores de la formación política.

“Admitimos que hemos cometido errores. Nos ponemos frente a nuestra gente y decimos ‘sí, nos hemos equivocado’, pero solo aquellos que no hacen nada no cometen errores”, recalcó Ramaphosa, que parte como gran favorito para revalidar el cargo en los comicios generales del 8 de mayo.

La lacra de la corrupción y las promesas de una Sudáfrica y un CNA renovados centraron gran parte de su discurso, en el que pidió a los sudafricanos que acudan en multitud a las urnas para seguir construyendo la nación que derrotó al “monstruo del apartheid” hace veinticinco años, con la victoria de Nelson Mandela en las primeras elecciones democráticas.

Sus promesas hacían referencia velada a los múltiples escándalos que salpican al partido relacionados con la gestión de su predecesor Jacob Zuma, forzado a dimitir en febrero del año pasado.

“El clientelismo y la corrupción han erosionado la confianza de la gente” y la capacidad del partido “de servir al interés de la gente”, reconoció Ramaphosa, antes de prometer que se restaurará la “integridad” moral del antiguo movimiento de liberación de Mandela y que no habrá impunidad.

Zuma (2009-2018) no estaba presente en este acto, pero sí estaban otras figuras igualmente manchadas por acusaciones de corrupción, como el secretario general del partido, Ace Magashule, sentado en la cabecera del escenario junto a Ramaphosa.

Al margen de la corrupción, el presidente sudafricano lanzó promesas contra el elevado desempleo, que ronda el 27 %, la pobreza, la violencia de género y la criminalidad.

“No permitiremos que otra generación de sudafricanos viva en la pobreza, (ni) que las puertas de las universidades permanezcan cerradas a los hijos de los pobres y los trabajadores”, aseveró.

También se comprometió a construir 1 millón de casas y a atraer inversiones valoradas en 1,4 billones de rands (unos 100.000 millones de dólares) en los próximos cinco años.

“Le decimos al pueblo de Sudáfrica, te hemos oído”, aseguró.

“Saben el progreso extraordinario que hemos hecho juntos estos veinticinco años, pero saben que mucho más se podría haber hecho y mucho más se tiene que hacer. Nuestra gente quiere empleos y los quiere ahora, no mañana; quiere progresos en su vida ahora, no mañana”, enfatizó.

Casi 27 millones de sudafricanos están llamados a votar el 8 de mayo en unos comicios en los que se espera que el CNA siga invicto. EFE

%d bloggers like this: