Inicio > Noticias > Local > Roba en Durango banda internacional unos 200 mdp

Roba en Durango banda internacional unos 200 mdp

Ofrecía franquicias con altísimo rendimiento…

“Ninguna autoridad hace nada para recuperar nuestro dinero…”

Banda internacional de defraudadores estafó entre 150 y 200 millones de pesos a muchos duranguenses, en su mayoría jubilados, y no hay autoridad alguna que les ayude a recuperar lo robado.

Una de las víctimas, Salvador Esquivel del Alto, asegura que su problema se lo expusieron ya tanto al presidente Andrés Manuel López Obrador como al gobernador José Aispuro y es hora que nadie hace algo por ellos.

También dice que en 2015 llegó un grupo de promotores de diversas franquicias llamándose Franquicias Millenium, los presentó el Gobierno del Estado en uno de los salones del Bicentenario y por eso creyeron a ciegas en los bandidos.

Llegaron -dicen- ofreciendo “las franquicias del futuro” que harían multimillonario a cualquiera que estuviera dispuesto a hacer una pequeña inversión en tres distintos rubros: Quick Facturation, Rama Inmobiliaria y Construction International, esto es, facturación electrónica, compra y venta de bienes inmuebles y construcción de avanzada.

“No me lo crean -dice Salvador Esquivel- pero yo ya me veía construyedo grandes complejos inmobiliarios en muchos países del mundo…”.

Los bancos ofrecen un rendimiento anual del orden del 4%. Los “franquiciadores” llegaron garantizando el 5% y hasta el 6%, con rendimientos asegurados a más tardar a los 60 días. Tentadora en exceso la oferta que, muchos, cientos de duranguenses, en su mayoría personas de la tercera edad y jubilados, no la pensaron mucho y cambiaron sus dineros a la prometedora franquiciadora.

Aquello parecía tan serio, pues se anunciaron en el Canal 10 y en una estación de radio, y el entonces gobernador Jorge Herrera Caldera opinó del atraco como algo confiable que hizo que cayeran decenas o cientos de personas, y muchos prefieren el anonimato para evitar el ridículo.

Tenemos varias listas de algunos de los defraudados, que van desde 100 mil hasta 600 mil pesos, dado que para adquirir una franquicia el mínimo era de 100 mil pesos, pero los que podían más le entraron con más, varios hasta con 600 mil pesos.

Pronto, hacia 2018 empezaron las dudas, cuando los “rendimientos” no llegaron. Las víctimas empezaron a hacer sus investigaciones y no tardaron en aclarar que se trataba de una banda internacional de defraudadores dirigida por un tal Alejandro Escalona Valladolid, preso en Querétaro por hechos similares cometidos en aquella entidad, pero que tiene cuentas pendientes en Argentina, Perú, Chile, Venezuela, Brasil y al parecer hasta en Estados Unidos, además de otros estados de la República Mexicana.

“Aclarado queda que caímos en las garras de una banda de relevancia internacional por lo que vemos complicado recuperar nuestro dinero, pero lo más lamentable, que le hemos pedido ayuda al presidente López Obrador, al gobernador José Aispuro, a la misma Comisión Nacional de los Derechos Humanos y nadie, en lo absoluto, hace nada para recuperar nuestro dinero…”, dice Esquivel del Alto.

Hemos entrevistado a la fiscal Ruth Medina Alemán para pedirle su ayuda y, su personal, antes que aplicarse a la investigación, ha llegado a burlarse de nuestra situación al advertir: “Ah, qué caray, los chamaquearon verdad…”.

El caso es que ni la fiscal ni la policía cibernética u otras instancias policiales han hecho nada por nosotros a pesar de que se trata de un serio problema que considera un gran daño patrimonial a buena parte de la sociedad, es un problema social que, sin embargo, no le interesa a nadie.

Jesús Javier Herrera Sánchez, otro de los perjudicados, asegura que la oficina de Franquicias Millenium S. de R.L. de C.V., la fachada del grupo delincuencial, desde su llegada hasta su desaparición operó en la Central Plaza Durango del bulevar Domingo Arrieta, propiedad del exgobernador, y quizá por eso la Fiscalía no ha avanzado nada en la investigación.

%d bloggers like this: