Sancionados mil choferes de transporte

  • Por trabajar sin concesión, placas o documentos

Por: Martha Medina

Como resultado del trabajo de inspección que realiza el personal de la Subsecretaría de Transportes y Movilidad del Estado, durante el mes de enero se aplicaron cerca de mil infracciones a conductores de unidades del transporte público en sus distintas modalidades, por distintos motivos, entre los que se encuentra el prestar el servicio sin contar con el permiso correspondiente, señaló el titular de la dependencia, Jorge Campos Murillo.

Al referirse a los resultados de las acciones que se llevan a cabo en la Subsecretaría, el funcionario manifestó que se trabaja con fuerza, con rigor en la aplicación de la ley, pues fue precisamente por no cumplir con lo que se establece en la normatividad vigente, que los inspectores determinaron sancionar a los conductores de distintas unidades que prestaban el servicio mencionado.

Explicó que entre las infracciones que se levantaron en días pasados se encuentra el caso de unidades de transporte en la modalidad de taxis, cuyos conductores y propietarios fueron sancionados por no contar con la autorización para prestar este servicio, por no portar la placa, por no presentar los documentos que se les solicitaron, entre otras.

Puntualizó que como resultado del trabajo que realizan los inspectores de transporte, fueron detenidos 42 vehículos que no contaban con autorización para prestar servicio como taxis, otros por presentar documentos o placas apócrifas, de los cuales algunos son investigados por la Fiscalía del Estado.

Al mismo tiempo, respecto a la situación que se presenta con los llamados “taxis piratas”, el subsecretario manifestó que la detección de estas unidades se ha reducido de manera considerable durante los últimos meses, debido principalmente al trabajo de inspección y los operativos que se llevan a cabo de manera permanente, los cuales han permitido detectar y sancionar no solamente ésta, sino también otras irregularidades.

Recordó que al inicio de la presente administración estatal se detectaron cerca de 800 vehículos que prestaban el servicio de taxis sin contar con el permiso para ello, los cuales fueron sancionados y retirados de manera paulatina de esta actividad al margen de la ley, aunque el funcionario reconoció que aún pueden quedar algunas unidades en esta situación, que serán muy pocas.

“Aún existen algunos vehículos que operan como taxis sin contar con permiso, los cuales ofrecen servicios a las personas que se los solicitan, generalmente para transportarlas hasta lugares alejados como son algunos poblados del medio rural ubicados en distintos municipios de la entidad, donde no existen rutas de transporte público”, dijo Campos Murillo, quien señaló que a pesar de que se trata de unidades que operan lejos de esta ciudad, son detectadas por los inspectores, incluso debajo de los puentes donde se ocultan para evitar ser sancionados, lo cual no impide que se les apliquen las sanciones más fuertes por las irregularidades en las que incurren.