Sedesol dará 200 mil raciones alimentarias a hijos y esposas embarazadas de jornaleros agrícolas

  • Ha iniciado ya el arribo de trabajadores al albergue de Ceballos: César Rubio

Por primera vez el Programa de Atención a Jornaleros Agrícolas (PAJA) de la Secretaría de Desarrollo Social ofrecerá alimentación no solamente a hijos, sino a mujeres embarazadas y en lactancia dentro de los albergues comunitarios que atiende; la proyección en Durango para el presente año es de 200 mil raciones.

Así lo dio a conocer el coordinador del PAJA en Durango, César Rubio González. Recordó que el respaldo alimentario para los niños de los jornaleros ha sido permanente; pero en este 2017 se incorpora la posibilidad de dotar también de alimentos a las esposas de estos trabajadores que se encuentren embarazadas o en lactancia; ya que generalmente los jornaleros acuden al trabajo de temporada con sus familias, debido a que pasan ahí varios meses del año.

El Programa de Atención a Jornaleros Agrícolas de Sedesol ayuda a mejorar las condiciones de vida de la población jornalera agrícola y de los integrantes de sus familias con acciones que les permiten tener mejor alimentación, salud y educación En el 2016, se proporcionaron alimentos a 868 niños en los albergues con un total de 117 mil 180 raciones, este año, debido a la incorporación de mujeres en estado de gravidez o amamantando, se planea llegar a las 200 mil raciones alimentarias.

Rubio González señaló que actualmente se encuentran arribando los jornaleros agrícolas al albergue de Sedesol en Ceballos, en el municipio de Mapimí, en donde se reciben en promedio entre 300 y 380 trabajadores al iniciar la temporada de cosecha del melón, la sandía y posteriormente la de chile jalapeño y cebolla en aquella región.

De manera general, el informante dio a conocer que el PAJA atiende en Durango a cerca de seis mil personas por año con pagos de arribos, alimentación, albergue temporal y ferias para promover la oferta interinstitucional entre esta población. En la entidad se cuenta con 11 albergues para recibir a un promedio de tres mil 500 jornaleros y sus familias y en los próximos meses se arrancará en Canatlán con la temporada de cosecha de manzana y en Indé con la de frijol, para lo cual se hacen las previsiones correspondientes.