“Siete días de Grilla”

Durango no está para grandes conflagraciones naturales como la de ayer en la que llovió, granizó y soplaron los vientos más intensos que se recuerden en mucho tiempo.

Suerte buena que, hasta la hora de redactar la presente, no se lamenten desgracias personales.

Hay muchas pérdidas materiales, eso sí, que han perjudicado a muchos duranguenses, pero… como dicen: Las cosas materiales se reponen, la vida no.

No obstante, nuestros cuerpos de auxilio deben sentarse a revisar su proceder en casos como el de ayer. Valorar lo que hicieron bien y replantear lo que se quedó a deber.

Sí, muchas familias se quedaron clamando auxilio de los bomberos, pero… el problema que sintieron en el norte lo padecieron en el sur, en el oriente y en el poniente. Ningún cuerpo de bomberos tiene la capacidad para auxiliar a tanta gente en un mismo momento.

Se trató de algo muy por encima de lo pronosticado. Ni el Servicio Meteorológico Nacional pudo advertir en tiempo de lo que ocurriría. Su anticipo al fenómeno de ayer fue más bien en paquete, en ese paquete informativo que nos brinda todos los días y muchos no pudimos descifrarlo.

Total, el daño está causado. Rápido tenemos que ponernos de pie, ayudar a los que todavía están caídos y seguir caminando hacia delante.

Anoche, el gobernador José Aispuro ordenó a sus colaboradores hacer lo necesario para auxiliar a quienes por la tormenta resultaron afectados en sus propiedades, en sus bienes, en sus cosas.

Mucho de las inundaciones, ciertamente, resultó de la inexistencia de un drenaje profundo que capte las aguas que nos mande el cielo, pero… hablar de eso es hablar de una obra para la que no se tiene el dinero. Ni para qué considerarlo.

Mucho muy lamentable el revés sufrido por Jorge Salum del Palacio en la mesa del Tribunal Federal Electoral, fue el único que hizo campaña, y le salen con eso.

Sobra decir que gracias al efecto AMLO, todos los candidatos de Morena terminaron ganando cuando no hicieron campaña ni un día.

Muchos senadores “ganaron” el escaño y por marcadores contundentes, lo mismo ocurrido en la mayoría de los distritos. Así lo quiso el pueblo, no hay discusión.

Total que, parece definitivo que Patricia Ortega va a la cámara de diputados en vez de Jorge Salum del Palacio, que ya fue diputado por ese distrito y que lo fue con una excelente hoja de servicios.

Justo o no, el fallo del TRIFE ahí está, hace a un lado a Salum, el candidato del PAN que en los hechos obtuvo la mejor votación del primer domingo de julio a pesar del tsunami AMLO.

Y sí, hubo eventos que hicieron brotar no las aguas negras, sino grandes fraudes, pues no menos edificios públicos recientemente construidos e infinidad de proyectos privados carecen del mínimo drenaje.

No somos especialistas en la materia, ni pretendemos serlo, pero… ahí están las gráficas en las que la especie queda por demás al descubierto y que amerita una acción rápida.

Obliga, de menos, mandar traer a los constructores sospechosos para que expliquen cómo construyeron esas grandes oficinas en verdaderas lagunas.

Tuvieron que prevenir cualquier posibilidad de inundación y obrar en consecuencia. Si no lo hicieron, o porque no supieron o porque no lo sospecharon, igual de dañino el resultado.

Nada más es cuestión de esperar el dictamen de laboratorio que se hace en Querétaro para saber exactamete sobre las causas de la muerte de Ronaldo Mojica Morales, y si su deceso fue producto de algún golpe pronto debe castigarse al o a los responsables.

Tiene, por suerte, la Fiscalía General en el Estado un informe preciso sobre el caso. Sabe de nombres y rangos de todos los que participaron en las “novatadas”.

La duda nada más surge en virtud de que los médicos reconocieron la existencia probable de una bacteria, de modo que el jovencito pudo morir por otra causa, y no por las “novatadas”.

Entonces, no adelantemos vísperas. Esperemos a las conclusiones científicas para saber exactamente qué pasó para esperar una reacción en consecuencia.

La autoridad está al tanto del caso y pendiente para actuar con la contundencia que sea obligada.

Sobre el nuevo director de la Escuela Normal Rural “J. Guadalupe Rodriguez”, el Profr. José Angel Muñoz, es de esperarse lo mejor del hombre. Muchos años defendió al gremio, es justo.

Es que, para algunos detractores del profe José Angel, “no sabe hablar…”.

Claro que sabe hablar. Es más, habla hasta por los codos, de modo que esa aduana la brinca sin ningún problema.

Más bien, alguien quiere a otro director. Pretende a alguien más manejable para poder seguir haciendo la voluntad de los que siempre han dominado la escuela.

Y eso, desde luego, no será posible. La esperanza de la autoridad educativa es que el nuevo director enderece las cosas en la escuela y la reencauce por la ruta del desarrollo en el menor tiempo posible, pero sobre todo, que se destierren de una vez por todas las viejas costumbres que tanto afectaron la imagen del plantel.

Nada afortunado resulta el anuncio del Instituto Electoral y de Participación Ciudadana de que el 1 de noviembre inicia el proceso electoral que culminará con la elección el próximo julio.

Muy desafortunado en virtud de que todavía no cierran las heridas de la pasada elección, ayer lo vimos con el fallo contra Jorge Salum, cuando ya me vienen a atiborrar con otra elección, no frieguen.

El pueblo quedó saturado, harto hasta la pared de enfrente de la elección anterior, como para que me vengan a recordar que pronto tendremos que entrar al redil electoral.

Ojalá y terminara pronto esta aberración. Que haya una sola elección en la que se elija nuevas autoridades desde presidente hasta regidores y que no vuelve a suceder lo que estamos viendo.

Los ciudadanos quedamos rebasados por tanta mentira, por tanta buena intención que se termina a la hora en que se sientan los ganadores. ¡Ya, chale…!!!

El Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México quizá vaya. La inversión realizada hasta el momento posiblemente sea el mayor obstáculo del proyecto, pero… que lo paguen los que habrán de ganar en la nueva terminal.

AMLO puso las cartas sobre la mesa: Si quieren nuevo aeropuerto, que les cueste, sobre todo a los que habrán de ganar en el proyecto.

El presidente electo ha encontrado que el nuevo aeropuerto se estaba haciendo con dinero de todos los mexicanos, de todos los trabajadores, y eso no va, porque no debe ir.

Es realmente lo que pretende el próximo jefe de la nación, que lo hagan aquellos que habrán de ganar con el proyecto, pero que lo financíen y en un momento dado expongan su dinero, y no el de todos los mexicanos.

Encuentra López Obrador que todo lo que se ha invertido en la obra es el dinero de todos los trabajadores. Sí, el dinero ahorrado por todos los mexicanos en sus AFORES.

No es ni legal, y mucho menos moral, disponer del dinero que con su sacrificio han juntado los obreros. Eso no se vale, y es lo que ha de detener el próximo gobierno, es más, ya lo está haciendo.

Ayer, López Obrador aseguró que el próximo gobierno se convertirá en el guardián más celoso de los dineros de los trabajadores, y si la iniciativa privada quiere seguir el proyecto, que lo siga, pero con su dinero, no con el dinero nuestro.

La posibilidad de que se instale en Durango la sede de la Comisión Nacional Forestal, como lo ha planteado el presidente electo Andrés Manuel López Obrador, sin duda es un reconocimiento a la entidad como la principal reserva de este recurso natural en el país, así como a los avances que se han logrado en cuanto al manejo sustentable de los bosques en la entidad desde hace varios años.

Noticia que de concretarse también servirá para reforzar el cuidado de estos recursos y favorecer también el proceso de transformación de la madera, de tal manera que los árboles que se cortan se conviertan en algo más que tablas como se dijo durante mucho tiempo, para dar paso a productos con un valor agregado, como se ha planteado en repetidas ocasiones tanto por los ejidatarios forestales como por instancias gubernamentales y los empresarios del ramo, quienes buscan proyectos más ambiciosos que permitan aprovechar el potencial forestal de la entidad.

Poco habrá que esperar para que se pueda confirmar este planteamiento hecho por el mismo Andrés Manuel López Obrador, que sin duda representará un beneficio para la entidad.

Es momento de que las autoridades del deporte en la capital brinden resultados tangibles e inmediatos en cuanto a proyectos serios de rehabilitación de unidades deportivas y estrategias para generar talento.

El tema del deporte ha quedado a deber durante muchos años, razón por la que es necesario poner mano firme a esta situación, pues desde hace tiempo se han estado destinando recursos para usarlos en este rubro tan importante para la salud y los resultados no se reflejan.

Con el cambio de directores, como en su tiempo lo fueron “Batata” Correa y Carlos de los Cobos, son nulas las propuestas o avances en el deporte en Durango, lo cual es de extrañar ya que la activación física es de suma importancia en la sociedad, con los niños ocupados haciendo deporte se alejan de malos hábitos, lo mismo pasa con los jóvenes.

El poco o nulo trabajo de los encargados de esta área se ve reflejado en las unidades que están en total abandono y echadas a la suerte en algunas colonias, no sirven para practicar alguna disciplina, no cuentan con vigilancia, ni un plan deportivo, sino que la misma población se hace cargo de ellas y por la propia necesidad de ejercer algún deporte crean sus propias ligas o torneos, razón que se ve bien, pero demerita el trabajo de quienes se supone tienen la obligación y reciben un sueldo por promover el deporte en la capital.

Las fuertes trombas que se registraron jueves y viernes en la capital activaron y dispararon los reportes a los servicios de emergencias y otras dependencias implicadas en apoyar a la ciudadanía.

Personal de Protección Civil tanto estatal como municipal se pusieron las “pilas” y auxiliaron a personas que reportaron inundaciones en sus casas, caída de árboles, autos varados por el nivel del agua, desprendimiento de techos de lámina, entre otras incidencias.

Pero como bien es sabido con cualquier triste llovizna o ligero aire lo primero que falla es la energía eléctrica, por lo que tras la fuerte granizada la tarde del viernes hubo apagones, siendo los más afectados los habitantes del sureste de la capital, quienes reportaron este problema al rapidísimo y eficiente personal de la empresa de “calidad mundial”, los cuales hasta el mediodía del sábado, o sea más de 18 horas, aún brillaban por su ausencia.

Este notable desinterés por resolver el problema obviamente genera afectaciones en domicilios y comercios, pues bebidas y alimentos al no estar refrigerados se empiezan a echar a perder, en cuanto a los negocios necesitan la electricidad para laborar, tal pareciera que en CFE supieran de antemano que la energía es una necesidad y que las familias quieran o no se deben esperar, por lo que varios coinciden en que otra cosa sería si la paraestatal así como cobra de más en los recibos fuera para trabajar.

Se acercan las fechas en las cuales deberán presentar sus informes de gobierno tanto los presidentes municipales como el gobernador del estado, con algunos días de diferencia, con lo cual también se observa interés de distintos sectores por conocer los resultados del trabajo que se realizó durante un año y los resultados que lograron las administraciones en este tiempo.
Aunque los informes se presentan cada año ante el Cabildo en el caso de los presidentes municipales, y ante el Congreso del Estado, por parte del gobernador, las expectativas que se crean por estos actos protocolarios aumentan confirme se acercan las fechas de cada uno.

En el caso del municipio de la capital la cercanía de la ceremonia del informe que rendirá el presidente municipal se caracteriza no solamente por las expectativas que se tienen con respecto al trabajo realizado, sino también por la polémica que surgió cuando el alcalde capitalino solicitó licencia para contender en el proceso electoral y anunció en ese mismo momento que regresaría a rendirle cuentas a los duranguenses, la cual aumentó en días recientes cuando José Ramón Enríquez reiteró que regresará en unos días más al cargo, antes de asumir el cargo de senador, para cumplir esta promesa, mientras quedan dudas sobre lo que sucederá con el presidente municipal suplente, quien asumió el cargo por algunos meses, mientras las opiniones ciudadanas se dividen ante esta situación.

En el caso del gobernador del estado no existe ninguna situación de polémica con respecto al informe que presentará ante el Congreso del Estado, aunque también se espera conocer los resultados de un año de trabajo en el cual las acciones realizadas por esta administración se vieron un tanto opacadas por el proceso electoral y los resultados del mismo.