Inicio > Noticias > Local > Sin cancelarse Prospera, solo cambió de nombre

Sin cancelarse Prospera, solo cambió de nombre

En torno a las diversas inconformidades hechas principalmente en redes sociales por beneficiarios de “Prospera”, ahora “Becas del Bienestar”, donde señalaban que no se les ha depositado lo correspondiente al primer bimestre del año, así como  que lo iban a cancelar, Guillermo Enrique Novelo Solís, coordinador estatal de Programas de Desarrollo para Durango, dijo que solo se cambió el nombre y que el pago de enero y febrero ya fue cubierto en su totalidad.

Así mismo, informó que ya se está preparando el pago del siguiente bimestre; aunque aclaró que existe un proceso de cambio y migración en cuanto a la forma de efectuar este programa,  pero están coordinándose de la mejor manera sin desproteger a las personas, para que no existan retrasos en el pago de las becas.

“Estamos haciendo que el recurso llegue de forma directa, descartando a los coordinadores, encargadas de zona y otros procesos burocráticos que hacían tardía la llegada del recurso en la anterior administración, en algunas ocasiones se quedaban con parte del dinero en donde no se tenía la vigilancia y supervisión; pero el programa de becas sigue vigente”, señaló.

Al cuestionarle si en verdad ya se pagó todo el bimestre como lo señalaba, por que la gente sigue quejándose, contestó que no existe una queja formal la cual se pueda atender directamente en las oficinas de Bienestar.

“Es grilla por los cambios, siempre hay inconformidad, pero si realmente existe un caso así, les pido que vayan a las oficinas y los atenderé con gusto, pero no tengo conocimiento de ninguna queja hasta el momento”, agregó.

Por otro lado, indicó que en las dependencias federales no se ha despedido ni se ha quedado nadie fuera, señalando que en cuanto a “Prospera”, donde se denunciaba que habían rescindido a 98 personas, donde se mencionaba a médicos, aclaró que no pertenecen a este programa, sino al esquema de Gobierno del Estado y que aún se mantienen trabajando.

En el caso de la gente que estaba trabajando para Prospera explicó que contaban con un  contrato el cual terminaba el 31 de enero; “pero algunas de las personas continúan, solo han cambiado algunas, pero son muy pocas”.

Mencionó que solamente se han perdido 17 plazas, de las cuales unas fueron por ser más personal del necesario y otras porque voluntariamente decidieron retirarse.

“Realmente los salarios son bajos en los cargos que tenían y no les alcanzaba para cubrir sus necesidades; y antes de donde podían tener un poco más era de los viáticos, pero en este momento no contamos con estas prestaciones, por esta razón prefirieron buscar un trabajo mejor pagado”, finalizó.

%d bloggers like this: