Inicio > Noticias > Internacional > Sindicato sandinista de Nicaragua propone subir un 6,5 % el salario mínimo

Sindicato sandinista de Nicaragua propone subir un 6,5 % el salario mínimo

Managua, 28 feb (EFE).- La Central Sandinista de Trabajadores “José Benito Escobar” propuso este jueves un aumento del 6,5 % al salario mínimo de los trabajadores y de 4 % para las micros, pequeñas y medianas empresas (Mipyme).

La propuesta fue hecha por ese sindicato ante la Mesa Tripartita del Salario Mínimo en la penúltima ronda de negociaciones, en la que no participan las grandes empresas debido a la crisis que mantiene distanciados al Gobierno y al sector empresarial desde abril pasado.

El dirigente sindical Luis Barbosa dijo que esa propuesta cuenta con el respaldo del oficialista Frente Nacional de los Trabajadores (FNT), que dirige el presidente de la Asamblea Nacional, el diputado sandinista Gustavo Porras.

La Cámara Nacional de la Mediana y Pequeña Industria y Artesanía (Conapi) de Nicaragua propuso el jueves pasado subir en un 8,4 % el salario mínimo de los trabajadores.

Por su lado, el Consejo Nicaragüense de la Micro, Pequeña y Mediana Empresa (Conimipyme) sostiene que no debe haber reajuste salarial porque no hubo crecimiento del producto interno bruto (PIB), sino más bien una contracción del 4 %.

Los empresarios no han pronunciado su posición sobre el nuevo salario mínimo.

Las autoridades convocaron para el próximo jueves a la última ronda de negociaciones para definir si habrá ajuste o no al salario mínimo este año.

El salario mínimo promedio en Nicaragua es de 6.166,22 córdobas (189,5 dólares).

La Mesa fue instalada el pasado 17 de enero por el Ministerio del Trabajo, en representación del Gobierno, los sindicatos, y una parte del Conimipyme, en sustitución del sector privado.

Históricamente el gremio empresarial se hacía escuchar por el Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), que representa a los grandes inversionistas, sin embargo, la ruptura de estos con el Gobierno del presidente Daniel Ortega rompió dicha dinámica.

El segundo vicepresidente del Cosep, Sergio Maltés, ha dicho que el sector privado está en disposición de “no tener ningún acercamiento” con el Gobierno, al que responsabiliza de una crisis que ha dejado cientos de muertos desde el estallido social de abril pasado.

El año pasado el salario mínimo fue ajustado con un incremento del 10,4 %, en entregas del 5,2 % a partir del 1 de marzo y del 5,2 % desde el 1 de septiembre hasta quedar en 196,8 dólares, menos del 50 % del costo de la canasta básica.

El salario mínimo es ajustado cada año en marzo conforme al crecimiento económico y la inflación acumulada, según la legislación local.

En 2018 la economía nicaragüense decreció un 4 % y mostró una inflación del 3,89 %, según datos oficiales.

Nicaragua sufre una grave crisis que ha dejado 325 muertos desde abril, de acuerdo con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), aunque algunos grupos elevan a 561 las víctimas mortales, mientras que el Ejecutivo solo reconoce 199 y denuncia un intento de golpe de Estado. EFE

%d bloggers like this: