Tribunal mexicano libera a 30 estudiantes acusados de fabricar granadas

normalñistasMorelia (México), 27 ene (EFE).- Un tribunal mexicano ordenó hoy la liberación por falta de pruebas de 30 estudiantes que fueron detenidos en diciembre pasado en el occidental estado de Michoacán, acusados de fabricar granadas de fragmentación “caseras”.

El Poder Judicial de la Federación informó de que esta noche los 30 jóvenes abandonaron el penal “David Franco Rodríguez”, ubicado en el municipio de Charo, donde sus familiares los esperaban desde temprana hora.

Los estudiantes son alumnos de la Escuela Normal Indígena del municipio de Cherán, de la que regresarán como profesores de educación básica.

La Policía de Michoacán detuvo el 7 de diciembre pasado a los 30 estudiantes con otras 22 alumnas de la Escuela Normal del municipio de Arteaga.

Los 52 estudiantes fueron acusados de robar tres autobuses de pasajeros que utilizaron para bloquear la autopista Siglo XXI, que une la ciudad de Morelia con la costa del Pacífico, para exigir ser contratados en el sistema educativo público al regresar de sus respectivas escuelas.

El Gobierno de Michoacán informó de que la policía encontró en uno de los autobuses 25 granadas de fragmentación, elaboradas con latas de aluminio, pólvora y cinta adhesiva.

Las 22 mujeres fueron trasladadas al penal federal de máxima seguridad del estado de Morelos, donde un juez federal ordenó su liberación el 15 de diciembre al considerar que no existían pruebas para acreditar su responsabilidad en la fabricación de los explosivos.

Los varones fueron recluidos en el penal federal de la ciudad de Hermosillo, en el estado de Sonora, pero autoridades penitenciarias decidieron reubicarlos en el penal “David Franco Rodríguez” de Michoacán.

Los 52 estudiantes de las escuela normales también hacen frente al delito de robo de autobuses y privación ilegal de la libertad de los conductores de los mismos, pero también fueron absueltos por jueces locales.

El Gobierno del estado, a cargo de Silvano Aureoles, informó de que será respetuoso con la decisión del Poder Judicial de la Federación.

En Michoacán existen ocho escuelas normales formadoras de profesores de educación básica, donde los alumnos se oponen a un proceso de evaluación para obtener su contrato en el sistema educativo público.

Los estudiantes son apoyados por más de 10.000 profesores de la sección local de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE). EFE