Truenos, rayos, centellas, granizo, lluvia y más se abaten sobre Durango capital

Actualización…

 

Es un menor, de 14 años de edad, el aplastado por

el puesto metálico en las instalaciones de la feria

 

Mario Hernández Avila, de 14 años de edad, es a quien aplastó un puesto que levantó el viento en las Instalaciones de la Feria a la hora crítica.  Ahora lo traslada la Cruz Roja al Hospital Materno Infantil con probable fractura de uno de sus brazos.

Archivo

Visiblemente es el daño que presenta, aunque el resultado pudo ser mucho peor, puesto que la pesada estructura le cayó materialmente sobre su extremidad superior.

Las autoridades no reportan más efectos en las personas por la tormenta de esta tarde-noche, aunque por momentos la lluvia regresa y se retira por un tiempo, de modo que todavía no podemos descartar el fenómeno climatológico.

Sexto Entrega…

La Dirección Municipal de Seguridad cierra momentáneamente la circulación vehicular de la calle Zacatecas de la colonia Morga, justo a la altura de la privada Trillo por la caída de otro árbol.  Bomberos de Protección Civil están ya retirándolo, pero requieren espacio para maniobrar.

ARBOL cae y bloquea la calle Zacatecas de la colonia Morga.

Es necesario que quienes viven por el rumbo y tienen que ir hacia allá, o viceversa, busquen otra opción, puesto que en el punto referido, cruce con Privada Trillo, no hay paso por la caída de un árbol que está bloqueando la vialidad en ambos sentidos.

HAY QUE buscar otra opción para circular por la calle Zacatecas de la colonia Morga.

Quinta Entrega…

Vecinos de la colonia José Angel Leal se reportan y aseguran que ese asentamiento humano ha quedado totalmente inundado, que la tormenta ha dejado al descubierto la carencia de un drenaje pluvial eficiente, lo que representa en riesgo para la población.

Urgiría más un drenaje efectivo en dicha colonia, como en muchas otras colonias, dice uno de nuestros lectores, en vez del enfermizo proyecto de Paseo Universitario, que al final no urge y no servirá a todos los duranguenses.

 

Cuarta Entrega…

Ha dejado de llover en los distintos rumbos de la capital, o quedó un “chipi-chipi” de poca cuantía, aunque, como decíamos en nuestra anterior entrega, la tormenta había vaciado ya sus nubes sobre los distintos puntos del municipio de la capital y del estado.

HAY MAS árboles caídos.

Ya no se escuchan los truenos amenazantes, tampoco se ven las centellas y hasta dejó de hacer viento, lo que hace pensar que los efectos no pueden ser tan delicados como fueron anoche.

Aun así, seguimos pendientes para compartir con nuestros lectores en Durango, México y el mundo los efectos que vayan registrando nuestras autoridades.

Trasciende al tiempo que en la calle Enrique Carrola Antena, antes Canelas, los rayos alcanzaron a afectar otro transformador, por lo que amplio sector del rumbo se encuentra también en tinieblas, y tendrán que esperar un buen tiempo, mientras las cuadrillas de la Comisión Federal de Electricidad acuden al llamado.

 

 

Tercera Entrega…

Otro transformador en el fraccionamiento La Forestal dejó sin servicio a todo el sector, en el que se encuentra el Hospital General 450, aun cuando se supone que el puesto médico dispone de su propia planta eléctrica.

 

La dirección municipal de Protección Civil está acuartelada en sus distintas delegaciones, en tanto que directores, sub directores y demás funcionarios municipales han iniciado su patrullaje por la ciudad para tratar de reaccionar ante alguna necesidad de la población.

No hay hasta el momento de redactar la presente mayores efectos, pero las cuadrillas municipales están ya recorriendo la capital para tratar de amainar las consecuencias de este nuevo fenómeno meteorológico que puso a los habitantes de la capital, y quizá del estado, con el Jesús en la boca.

Todavía es pronto como para saber qué efectos dejó el meteoro en el interior del estado, por lo que suplicaríamos a nuestros lectores de los distintos puntos de la entidad nos lo hicieran saber para comunicarlo a nuestros lectores en Durango, México y el mundo.

Segunda Entrega…

La lluvia amaina, pero la tormenta

ha dejado ya sus efectos en la ciudad

 

Los cuerpos de auxilio están recibiendo llamados de auxilio de todos los puntos de la ciudad, mientras los rayos y centellas tienden a alejarse, lo que augura la disminución en los efectos de la tormenta.

ARBOLES caídos por todos rumbos de la ciudad.

No obstante, es es de esperarse que las gruesas nubes que tuvimos por la tarde sobre Durango, hayan vaciado sus grifos sobre los distintos puntos de la ciudad y las inundaciones no se hacen esperar.

Se sabe que un comerciante en las instalaciones de la feria sufrió una lesión por un puesto metálico que le cayó encima.  Lo levantó el viento huracanado que azotó la ciudad y le cayó a aquel hombre, que por lo pronto solo le fracturó una mano.

Hay árboles caídos por todos puntos de la ciudad, quizá anuncios, postes y otros, aunque por ahora no se tienen los informes precisos, y tampoco las consecuencias de esas caídas.

 

Primera Entrega…

Truenos, rayos, centellas, granizo, lluvia, viento huracanado y más han alarmando a los duranguenses esta noche, que ojalá no sea otra noche larga.

Los cuerpos de auxilio, mientras tanto, se declaran en alerta por lo que pudiera pasar.

Hace unos minutos, un rayo cayó sobre algún transformador eléctrico de la colonia La Virgen, dejando sin alumbrado y sin el fluido a sus habitantes, lo mismo que a los moradores de otros sectores aledaños.

No quisiéramos alarmar a nadie ni adelantar lo que no ha sucedido. Está lloviendo muy fuerte en la ciudad capital, por lo que es de esperarse las inundaciones naturales en las zonas bajas de la capital.

Estamos muy cerca del primer aniversario de la terrible inundación de septiembre pasado, por eso la zozobra de los duranguenses que no quisieran repetir las escenas.

Todo, consecuencia a la entrada de diversos fenónemos atmosféricos provenientes del Oceano Pacífico.

La lluvia, como advierte la Comisión Nacional del Agua este día, está presente en la mayor parte de la geografía estatal. No es exclusivo de la capital.

No obstante, por la intensidad de la tormenta y el tiempo que ya lleva activa, es de esperarse los mismos problemas de ayer, que pronto se encharcaron los distintos puntos de la ciudad y las zonas bajas se inundaron, a grado tal que hubo la necesidad de cerrar varias arterias a la circulación por el riesgo que implicaba para los conductores.

Estamos pendientes de la evolución de esta nueva tormenta para comunicarlo de inmediato a nuestros lectores en Durango, México y el mundo. Ojalá que no pase de ahí, que se quede todo en alerta, a que tengamos que lamentar otra cosa.