Un fallecido en protestas de campesinos de Perú por bajo precio de la papa

ATV.pe

Lima, 31 ene (EFE).- Una persona murió hoy en la región peruana de Pasco tras los enfrentamientos entre la Policía y manifestantes durante una huelga de agricultores de papa, que protestan por los bajos precios del producto, informó la Defensoría del Pueblo.

A través de un mensaje en Twitter, la Defensoría lamentó el fallecimiento de Celestino Flores en Pasco y deploró todos los hechos de violencia registrados desde este martes en las regiones de Huánuco, Huancavelica, Pasco, Apurímac y Ayacucho.

“La protesta debe canalizarse por la vía pacífica garantizando que no se afecte los derechos de los ciudadanos”, afirmó la Defensoría del Pueblo.

Asimismo, exhortó a los agricultores de papa, a los gobiernos regionales, al Ministerio de Agricultura y demás sectores del Ejecutivo involucrados, a “intensificar acciones de diálogo que contribuyan al entendimiento recíproco y restablecimiento de la paz social”.

Las movilizaciones concentraron hoy a miles de campesinos en las regiones del centro del país, y Ayacucho, en el sur, para pedir al Gobierno que declare en emergencia el sector de la producción de papa y emita un decreto que establezca el precio del tubérculo en por lo menos un sol (0,31 dólares) por kilo.

En un enfrentamiento con fuego cruzado en Pillco Marca, un municipio cercano a la ciudad de Huánuco, se reportaron ayer cinco heridos, entre ellos tres policías y dos agricultores.

El enfrentamiento ocurrió en una comisaría, cuando una turba de decenas de personas rodeó el puesto policial y lo atacó con disparos de armas de fuego y piedras para liberar a tres manifestantes que habían sido detenidos por la Policía, cuyos agentes tuvieron que repeler la acometida con disparos disuasorios y gases lacrimógenos.

La Policía había detenido a personas que habían bloqueado la Carretera Central, la principal vía que comunica Lima con el centro del país.

En Huancayo, capital de Junín, los agricultores saquearon los mercados mayoristas de la ciudad como reprimenda contra sus comerciantes, a quienes acusan de comprarles los tubérculos a precios muy bajos para después venderlos al por mayor a, al menos, 1 sol (0,3 dólares) por kilo.

Grupos de manifestantes también atacaron, con piedras y otros objetos, locales de cadenas de grandes supermercados y a transportistas, lo que igualmente obligó a la Policía a dispersarlos con gases lacrimógenos.

Asimismo, las movilizaciones bloquearon gran parte de Huamanga, capital de Ayacucho, donde lograron paralizar la actividad comercial de la ciudad.

Los agricultores han manifestado su intención de desplazarse hasta Lima para hacer una gran movilización con representación de todas las regiones involucradas en la protesta y demandar a las autoridades una compensación ante las pérdidas sufridas este año por una sobreproducción de papas. EFE