Una generación más de prepa ICEP

Hace algunos días los jóvenes estudiantes de la escuela ICEP festejaron su graduación y celebraron por medio de una ceremonia religiosa la cual fue llevada a cabo en la Catedral Basílica Menor, en donde los ahora exalumnos se reunieron para dar gracias a Dios por la oportunidad que les otorgó de iniciar y concluir  su bachillerato.

Mientras cada chico y chica arribaba al lugar algunos se mostraban nerviosos, emocionados, contentos y con un sinfín de emociones encontradas por llegar a esta etapa de su vida, misma que es tan deseada por muchos estudiantes, para esta ocasión los chicos lucieron sus elegantes togas y birretes.

Durante la ceremonia los jóvenes escucharon atentos el mensaje que les dedicó el sacerdote celebrante quien les reconoció su esfuerzo por haber terminado esta etapa de su vida y los motivó a continuar adelante para que puedan obtener mejores oportunidades de vida.

Así mismo, sus queridos padres, familiares y amigos cercanos no quisieron dejar pasar la oportunidad ni dejar solos a los jóvenes, pues también se dieron cita en el lugar para compartir con ellos esta gran felicidad y orgullo de concluir un ciclo tan magnífico para todo estudiante.

Después de la ceremonia religiosa todos los graduados junto a sus padres y familiares partieron con robo a las instalaciones del Hotel Gobernador, en donde se llevó a cabo la entrega de cartas en donde los graduados, familiares y autoridades, elevaron sus copas para brindar por el esfuerzo de los ahora graduados los cuales se tomaron algunas fotos del recuerdo junto a sus demás compañeros.

Muchas felicidades a los jóvenes de la Generación 2016-2018 los cuales cierran un ciclo más en sus vidas,  para abrir otro  lleno de madurez y compromiso.

¡Éxito!