Inicio > Noticias > Internacional > Vicepresidente justifica ira de Bolsonaro ante “falsedades” sobre asesinato

Vicepresidente justifica ira de Bolsonaro ante “falsedades” sobre asesinato

Brasilia, 30 oct (EFE).- El vicepresidente brasileño, Hamilton Mourao, justificó este miércoles la dura reacción del mandatario Jair Bolsonaro frente a contradictorias informaciones que pudieran vincularlo al asesinato de la concejala Marielle Franco.

“Creo que reaccionó hasta con bastante calma”, señaló Mourao sobre una airada declaración de Bolsonaro después de que el canal de televisión Globo divulgó que un testigo declaró que los supuestos asesinos de la concejala estuvieron poco antes del crimen en el condominio de Río de Janeiro en que tiene su residencia particular.

Globo obtuvo detalles de la investigación, en la que se dice que el portero del condominio declaró que, el 14 de marzo de 2018, horas antes del crimen, el expolicía Élcio Queiroz, acusado de conducir el automóvil desde el que luego se disparó contra Franco, se presentó en el lugar.

Según Globo, Queiroz dijo que se dirigía a la casa de Bolsonaro, desde la que se habría autorizado su ingreso al condominio, pero en realidad fue hacia la residencia de Ronnie Lessa, quien vive en la misma urbanización y está acusado de haber disparado contra Franco.

Globo aseguró que, en su declaración a la Policía, el portero dijo que la autorización para la entrada al condominio la había dado por el intercomunicador “el señor Jair”.

Sin embargo, Bolsonaro no estaba en Río de Janeiro ese día y se encontraba a 1.000 kilómetros de su casa, en Brasilia, en su condición de diputado, tal como consta en los registros oficiales del Congreso que tanto Globo como el propio mandatario han mostrado.

La divulgación del testimonio del portero, sin embargo, generó una rabiosa reacción de Bolsonaro, que tildó de “canalla” a la red de televisión, insinuó que podría no renovar la concesión de la emisora, que vence en 2022, y se dijo víctima de una conspiración política.

En ese mismo marco, acusó al gobernador de Río de Janeiro, Wilson Witzel, de haberle entregado a Globo información sobre un asunto que corre bajo secreto de sumario.

Según Bolsonaro, el gobernador, uno de sus grandes aliados en la política de Río de Janeiro, pretende ser candidato a presidente en las elecciones de 2022 y por eso se ha plegado a quienes “quieren destruirle” y “arruinar” su imagen y la de su Gobierno.

En opinión del vicepresidente Mourao, “toda persona afectada de forma desleal, con falsedades, que sabe muy bien que no tiene nada que ver con un asunto, se siente triste y rabiosa”.

El gobernador de Río de Janeiro también se manifestó sobre el asunto y en un comunicado divulgado este miércoles aseguró que fue “atacado injustamente” por el presidente.

“No transitamos por el terreno de la ilegalidad. No acepto las filtraciones a la prensa. No haré lo que han hecho conmigo, que es prejuzgar y condenar sin pruebas”, afirmó Witzel.

Globo también respondió al mandatario mediante un comunicado, en el cual destaca que las contradicciones en el testimonio del portero fueron reflejadas en el reportaje, que enmarcó en el “periodismo de calidad”, “seriedad” y “compromiso con la sociedad brasileña” que realiza desde su fundación, hace 54 años. EFE

%d bloggers like this: