Violencia sicológica y económica, la que más afecta a mujeres: IEM

Dentro de los casos de violencia de género que son atendidos en el Instituto Estatal de la Mujer, los más frecuentes son por maltrato sicológico y económico, seguidos por el de carácter físico, que generalmente son ejercidos por la pareja de las mujeres que acuden a pedir ayuda, señaló la directora de la institución, Laura Elena Estrada.

Al referirse a la situación que se presenta actualmente con respecto a la violencia en contra de las mujeres, la funcionaria puntualizó que se trata de un problema que prevalece en la entidad, aunque cada vez son más las víctimas que deciden romper el silencio y buscar ayuda.

Explicó que esta es la causa por la cual tiende a incrementarse el número de mujeres que acuden al instituto, pues apuntó que no existe un incremento en la violencia de género que se registra en la entidad, en la cual se observa un comportamiento similar al que se ha reportado en años anteriores, pero sí se avanza en la cultura de la denuncia.

Añadió que aunque se presentan distintos tipos de violencia, los que son atendidos con mayor frecuencia en el Instituto, son los de carácter sicológico, seguidos por el económico y el físico, aunque también se dan en otros aspectos.

“Observamos que tenemos muchos casos donde la violencia que sufren las mujeres por parte de su pareja consiste principalmente en comentarios que descalifican, humillan y ofenden, mientras en el aspecto económico se presenta la negativa a proporcionar recursos para alimentos y la manutención de los hijos”, dijo textualmente Laura Elena Estrada.

Agregó que también se tienen casos de violencia física, en los cuales las mujeres sufren agresiones de distinta magnitud, incluso algunas requieren atención médica por esta causa.

La directora del IEM puntualizó que, al margen del tipo de violencia que señalen las usuarias que acuden a pedir apoyo, se les proporciona terapia sicológica para ellas y sus hijos, así como también asesoría y acompañamiento jurídico si deciden denunciar a los agresores.