martes, febrero 27, 2024

¿Cuánto tiempo debemos dedicar al estudio en casa?

Publicado:

por: Ernesto González Valdés

¿1, 2, 3, 4 horas?, ¿al día, la semana, al mes? No considero que exista una fórmula mágica, que con un número de tiempo x, esto sea equivalente a un rango de notas entre 80 – 90, mientras que x + y = 90 – 100 puntos.

El tiempo de estudio personal en casa debe ser planificado con criterios de economía de tiempo y de aprovechamiento eficaz. Conviene administrarlo como un bien limitado y escaso que vale la pena rentabilizar teniendo presentes algunos criterios básicos. Además, como el horario se puede organizar con flexibilidad, vale la pena contar con la opinión de nuestros hijos para dar cabida a sus preferencias.

El tiempo que nuestros hijos dedican en casa al trabajo personal y estudio es un tiempo que se comparte con las horas dedicadas al ocio o a actividades extraescolares afines a los intereses personales. Cuanto más eficazmente aprovechen el tiempo de estudio, más tiempo libre obtendrán.

Y esto, aunque pueda parecer lo contrario, es deseable. Necesitan tiempo libre para descansar, para entretenerse en actividades lúdicas o culturales que les atraen, para jugar cuando son pequeños…

Resulta vital que las reglas del juego, en cuanto a la planificación del horario de estudio, quede “diseñada” desde el inicio del curso escolar, que determine la hora de inicio y el tiempo de referencia que se dedicará al trabajo. Este tiempo no debería ser en ningún caso inferior al tiempo predeterminado.

Si algún día las tareas se acaban antes de tiempo, debería establecerse la costumbre de dedicarlo a la lectura recreativa o de repaso con el fin de evitar que, por acabar rápido su tarea, realice ésta de manera descuidada. Al convertir estas circunstancias en costumbre, desarrollaremos en nuestros hijos algunos hábitos que, si se inician en los primeros cursos, quedarán muy arraigados y facilitarán su esfuerzo para el estudio.

Aunque puede variar en función de la jornada escolar de los niños, el tiempo de referencia que podemos considerar como razonable en función de la edad, durante los cinco días hábiles de la semana, puede ser:

En Educación primaria en el primer ciclo (1ro – 4to grado); una media hora diaria y en el segundo ciclo (5to y 6to grado) aproximadamente una hora y cuarto diario; en el caso de Secundaria en el llamado tercer ciclo (1ro a 3er año) unas dos horas diarias, mientras que en el bachillerato (4to y 5to año), diario unas 3 horas.
Lo antes expuesto no resulta excluyente, del fin de semana, ya que el mismo puede ser utilizado para culminar algunas tareas. ¡Inclusive los sábados y los domingos se harán más relevantes en los periodos próximos a las aplicaciones de los exámenes parciales (lo que no significa que estudiemos solo el domingo en la noche, para examinar al otro día)!

Finalmente, y debe quedar claro para los padres y madres que, son nuestros hijos/hijas (sobretodo, mientras más adultos/a sean) los que deberán ser capaces de establecer su propio horario de estudio y cumplirlo con autonomía como estrategia para llegar a culminar sus estudios con éxito, aunque, de todas maneras, un consejo: ¡No les pierda la pista!

 

- Publicidad -


spot_img

Artículos Relacionados

Artículos Recientes

error: Content is protected !!